Pretenden hacer harina con jurel

La vía rápida de la pesquería peruana es convertir todo lo que se pueda en harina para exportar, aún cuando los frutos del mar podrían ser claves para la alimentación.

Por Diario La Primera | 31 ago 2009 |    
Pretenden hacer harina con jurel
Proyecto busca facilitar la sobrepesca de jurel, caballa y sardina.

Más datos

En la calle “se acaban de percatar que la ministra Aráoz no sólo no sabe nada del sector más importante a su cargo, sino que está más atenta a otros asuntos”

La imaginación de los grandes poderes de la pesca es inagotable, pues se acaban de percatar que la ministra Araoz no sólo no sabe nada del sector más importante a su cargo, sino que está más atenta a otros asuntos (le están calentando la oreja para que acepte ser candidata a la alcaldía de Lima), por lo que le han colocado en la mesa de su despacho un proyecto para la modificación del artículo del Decreto Supremo 011-2007, que establece que la flota jurelera de cerco no debe sobrepasar los 50 mil metros cúbicos de bodega, de acuerdo a la capacidad instalada de la industria conservera. Quieren elevar ese tope a 190 mil metros cúbicos.

Obviamente la intención es facilitar la sobrepesca de jurel, caballa y sardina, que legalmente sólo pueden destinarse a consumo humano, creando un excedente para trasladarlo a la industria harinera. Ya en los inicios de la gestión de Rey, que también estaba en la luna en los asuntos de explotación del mar, le hicieron pasar el Decreto 005, que ensanchaba hasta un 20% el porcentaje de descarte en la pesca de consumo humano (pesca que se considera “malograda” o no útil para su conversión en conservas o venta en los mercados) y favoreció la conversión de mucho pescado en descartable y harinable.

Los abogados de la Sociedad de Pesquería que promovieron el tramposo decreto 005 sabían perfectamente lo que estaban buscando y ahora están detrás del intento de lograr un aumento desmedido de las bodegas de consumo humano sin proporción con lo que puede procesarse y consumirse. Los dirigentes de los sindicatos han advertido que hay un propósito depredador en el proyecto, que califican como un intento de sorprender a la desinformada ministra y a su no menos despistada viceministra Elena Galárzaga.

El problema es, como varias veces lo ha hecho notar LA PRIMERA-, que el Ministerio de la Producción está profundamente infiltrado por los intereses de las grandes empresas, lo que determina que, de no mediar cambios, continuará el engaño de prometer la anchoveta para el consumo humano y terminar pescando jurel, caballa y sardina para hacer harina, para después comprarle a Chile pescado para abastecer a los mercados.

Raúl Wiener
Unidad de Investigación


Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.