La exportación de pota viola normas sanitarias

Mar brava entre el Instituto Tecnológico Pesquero (ITP) y el viceministro de Pesquería a raíz de la salida de embarques de nuggets de pota sin certificar hacia España, que agravarán nuestros problemas con el mercado europeo.

| 12 marzo 2009 12:03 AM | Economía | 2.7k Lecturas
La exportación de pota viola normas sanitarias
Exportación irregular puede ser fatal para el destino de los productos pesqueros peruanos.

Más datos

DETALLE

La Asociación de propietarios de Embarcaciones de Pesca Artesanal e Industrial de la Provincia de Sechura ha solicitado a la ministra Conterno la “destitución en el cargo”, del viceministro de Pesquería, Alfonso Miranda, “por ser el canalizador de los abusos de la Sociedad Nacional de Pesquería, de la que fue funcionario”. En el documento indican que esta es la posición institucional de las empresas pesqueras que se encuentran bajo el régimen de la Ley 26920, y que forman parte del grupo de los llamados “vikingos” o armadores de barcos de madera. 
2723

El mar más rico del mundo es también uno de los que registra los peores estándares sanitarios. La desidia de cambiar ha empujado a que nos dediquemos en un altísimo porcentaje a la industria harinera que consiste en recoger en masa anchoveta y otras especies, trasladarlas como sea a los desembarcaderos y las plantas, y molerlas para su exportación. La pesca para la alimentación requiere de otros cuidados, que como indicamos para el caso de los mariscos (La Primera 07/03/09), cuando no se cumplen estrictamente arrastran desagradables consecuencias.

El caso que nos ocupa, esta vez, es el de la salida de la nave CSAV Río Rapel /09203/N, desde el puerto de Paita, el día 25 de febrero de 2009, llevando un cargamento de 10,200 Kgs., de nuggets de pota, con dirección al puerto de Vigo, España. Esta carga no había sido revisada y certificada por el ITP antes de la partida, como exige la ley, lo que la empresa Proveedora de Productos Marinos (Produmar) quiso subsanar a posteriori, incluso bajando la mercadería en puertos intermedios, encontrándose con la férrea resistencia de los equipos técnicos que indicaron que esto no era posible.

La dirección nacional de Sanidad Pesquera (Sanipes) es la única instancia autorizada para asegurar las condiciones sanitarias en las que los productos salen del país. Y una de las normas que está obligada a cumplir es la prohibición de “regularizar” embarques que ya se encuentran en travesía. Para el caso de Produmar, las consultas sobre la situación creada se hicieron un día después del zarpe del barco, y 24 horas después pidieron la certificación. En otras ocasiones, como hemos señalado ya en estas páginas, las empresas infractoras han movido influencias políticas a los más altos niveles para conseguir una certificación con la firma del presidente del ITP u otro alto funcionarios, externo al área técnica. Y estas prácticas informales han hecho que muchos desconfíen en la vara que tienen en el Produce.

Lo que hace más grave este caso, es que se trata de llover sobre mojado. La exportación irregular a Europa puede terminar siendo fatal para el destino de los productos pesqueros peruanos. No hay que olvidar que ahora se está empezando a exigir condiciones sanitarias eficientes, también para la harina, lo que supone inversiones en cámaras refrigerantes en los barcos e inspecciones en los atracaderos. Y, a todo esto, ¿qué dice el viceministro?

Loading...


En este artículo: | | | | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD