Crecen dudas ante optimismo oficial

El ministro de Economía (MEF), Luis Carranza, volvió a repetir en España que el Perú es uno de los países latinoamericanos que saldrá con más fuerza de la crisis, como consecuencia de las “políticas macroeconómicas sanas y las reformas estructurales” adoptadas por el gobierno aprista, visión optimista que de ninguna manera comparten analistas económicos consultados, que hicieron hincapié en los defectos del llamado plan anticrisis, además de cuestionar las políticas de este sector.

| 10 octubre 2009 12:10 AM | Economía | 416 Lecturas
Crecen dudas ante optimismo oficial
No se puede confiar en la recuperación de los precios.
Carranza sigue convencido que su plan de estímulo y la recuperación de commodities nos sacarán de la crisis.

Más datos

DETALLE

Desde España, Carranza estimó que nuestra economía crecerá un 5% en 2010 y en torno a un 6 por ciento en 2011 y 2012. La tasa que proyecta para el 2010 es ligeramente más baja que la prevista por el Fondo Monetario Internacional (FMI), que asignó a nuestro país un crecimiento del 5,8% el próximo año.
416

Para el ex jefe del INEI, Farid Matuk, antes de proyectar cifras de crecimiento, el gobierno debe preocuparse en no hacer crecer la economía a tasas insostenibles en el largo plazo, ya que ello implica riesgos innecesarios que nos pasan factura en coyunturas de crisis como la actual. “Si nuestra economía hubiera crecido no más de 6%, se habrían acumulado reservas internacionales que permitieran una política de mayor gasto a favor de los sectores más golpeados. Aún no es tarde para evitar que la pobreza siga profundizándose”, manifestó.

En ese sentido, enfatizó que no se puede confiar nuestra recuperación, en que los precios de los principales commodities (materias primas) suban tras la caída del 2008. Indicó que la mejora o caída de los precios internacionales es un fenómeno cíclico, por lo que no se puede confiar en que hacia el futuro la mejora de los precios no se revierta.

El analista Pedro Francke considera que el gobierno perdió, durante esta crisis, la gran oportunidad para que el Estado se ocupe de una vez de sectores sociales hasta hoy desatendidos. “No se universalizó la cobertura de algunos programas existentes ni se estableció nuevos programas sociales. Es claro que cualquier paquete anti-crisis tiene que aumentar el gasto público. Así lo están haciendo Estados Unidos, Europa, China y muchos otros países. Sólo así se podrá compensar la caída en la demanda. No hubo reformas estructurales”, concluyó.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD