Agricultores burlados

Cuando aún el gobierno peruano negociaba el Tratado de Libre Comerció (TLC) con Estados Unidos, diferentes especialistas y organizaciones decían que el acuerdo comercial puede constituirse en un importante motor de crecimiento en donde los sectores intensivos en mano de obra encuentren oportunidades comerciales importantes.

| 16 noviembre 2009 12:11 AM | Economía | 792 Lecturas
Agricultores burlados
Agricultores fueron abandonados a su suerte.
El Gobierno se comprometió a subsidiarlos y capacitarlos frente al TLC con EE.UU. pero a la fecha no hizo nada.

Más datos

DETALLE

El gobierno culminó de elaborar el reglamento para los fondos concursables del Programa de Competitividad para el agro, que será publicado este mes. El ministro de Agricultura, Adolfo de Córdova, informó que se consideraron S/. 60 millones para el periodo 2009-2010 y un monto similar para el siguiente año, pero de los subsidios directos sólo dijo que se sigue evaluando.
792

Pero también recalcaron la importancia de proteger ciertos sectores productivos sensibles al TLC, como la agricultura, pues se conocía de los enormes subsidios que el gobierno estadounidense otorgaba a productos como el maíz, el trigo o las carnes, provocarían que los productores peruanos dedicados a dichos rubros disminuyeran sus ventas. Además del beneficio de ingresar al mercado peruano sin aranceles, el subsidio estatal le permite a los agricultores estadounidenses vender sus productos a precios inferiores a los costos de producción de los nacionales. Se benefician los consumidores, pero se perjudican los productores.

En ese entonces el gobierno de Alejandro Toledo se comprometió a implementar un programa de compensaciones directas, similar al estadounidense. Eran tres los productos que se identificaron: maíz, trigo y algodón. Luego, diversos estudios realizados por los gremios agrarios, encabezados por la Convención Nacional del Agro Peruano (Conveagro), identificaron hasta diez productos “sensibles”.

El actual gobierno creó el Programa de Compensaciones para la Competitividad (PCC), en junio del año pasado -con un fondo de S/. 1,800 millones a dosificarse en cinco años- para reemplazar al mecanismo de compensaciones con subsidios directos. La razón, como sostiene el especialista en temas agrarios del Grupo de Análisis para el Desarrollo (Grade), Eduardo Zegarra, es que técnicamente es más “eficiente y efectivo” un programa de desarrollo para la competitividad que uno relacionado a productos específicos. No sólo porque se abarca un mayor número de productores, sino porque además se desarrolla las competencias del sector a largo plazo.

¿Subsidios?
Sin embargo, Zegarra manifiesta que tanto el anterior como el actual gobierno se comprometieron con los agricultores nacionales, en implementar un programa de subsidios directos a los productos afectados por el acuerdo comercial con Estados Unido, pero a la fecha el acuerdo no trasciende el papel.

Esto lo corrobora el presidente de Conveagro, Federico León, quien sostiene que hay un acuerdo firmado en la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM), durante la gestión del ex ministro Ismael Benavides, para llevar a cabo un programa de este tipo, pero a la fecha el acuerdo no trasciende el papel.

“Se firmó con el ingeniero Benavides un acta en la PCM para las compensaciones directas. Se deben realizar estudios para medir el impacto del TLC en los productos sensibles (...). Además de este programa para la competitividad en el agro debe haber un programa de compensaciones de los productos que se vean impactados negativamente por el TLC”, sostiene.

Lo cierto es que esta medida aún está siendo evaluada por el gobierno y no hay nada confirmado al respecto. Hasta la fecha el único estudio sobre el impacto del TLC en el agro lo ha hecho Conveagro junto al Centro Peruano de Estudios Sociales (Cepes) para el caso del maíz. En éste se proyecta que este año sólo se sembrarían como tope máximo 25 mil hectáreas, es decir 6 mil menos que el 2008. En camino se encuentra otro sobre el algodón que elaboran el Minag y Conveagro

Por otro lado, si hay algo en lo que coinciden León y Zegarra es que los constantes cambios de ministros (han habido cuatro con De Córdova en la gestión García) han acarreado que se carezca de una política clara en el sector.

Mientras tanto, el agro, como sostiene Zegarra sigue arrastrando los mismos problemas de siempre: “falta de crédito, escasa tecnología, precios bajos y la carencia de una política nacional consistente tanto a nivel nacional como regional”.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD