Se aprovechan de su nobleza

Exige para ser exigido. Gustavo Costas cambió de humor apenas pisó suelo peruano. Al estratega de Alianza Lima le disgusta no poder contar con todos los refuerzos que había solicitado y, mucho más, saber que el campeonato de este año se jugará con liguillas.

Por Diario La Primera | 14 ene 2009 |    
Se aprovechan de su nobleza
Costas ya está en Lima para dirigir a Alianza.
Gustavo Costas no puede trabajar tranquilo porque aún no cuenta con los refuerzos que había solicitado.

“Los últimos refuerzos debieron estar el primer día de la pretemporada, pero me tengo que adaptar a estas cosas. El grupo es bárbaro, aunque el plantel es corto. Es por ello que necesito un defensor y un delantero. Los dirigentes saben a quién quiero. La nacionalidad no importa. He recomendado dos nacionales y un extranjero. Necesito tranquilidad para pelear el campeonato”, expresó el técnico argentino.

Su preocupación aumentó al enterarse que se quedaría con un zaguero menos, pues Carlos Solís está a punto de aceptar la oferta de América de Cali. En cuanto al sistema del torneo, Costas comentó: “En el fútbol, los dirigentes inventan muchas cosas. El verdadero campeón debe salir de un torneo todos contra todos, no me gustan las liguillas, porque es un juego de azar”.

Sin embargo, Costas ya está acostumbrado a trabajar en estas condiciones en Alianza. Cuando llegó por primera vez a La Victoria le sucedió algo parecido. “Estoy acostumbrado a trabajar en Alianza en momentos difíciles, siempre me llaman cuando no tienen plata. Recuerdo que cuando llegué en el año 2003, se habían gastado el dinero el 2001, pero en ese año aparecieron Aguirre, Farfán, Cruzado, Viza, Guizasola... e hicimos un gran equipo”, puntualizó.

Hoy se debe definir la incorporación del zaguero argentino Diego Crosa.

    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.