Lucha de tiburones

Las clasificatorias estadounidenses de natación para los Juegos Olímpicos de este año arrancarán el lunes 25 y si de marcas se trata, se da por descontado que Michael Phelps y Ryan Lochte estarán en Londres.

Por Diario La Primera | 22 jun 2012 |    
Lucha de tiburones
Michael Phelps y Ryan Lochte: un duelo por la supremacía sobre el agua en los Juegos Olímpicos Londres 2012

Ambos pertenecen al mismo país y aunque luego de cada final se saludan como buenos compatriotas, es imposible negar la rivalidad deportiva una vez que entran en el agua. Es tal la competencia que no termina con una prueba sino al final de cada torneo, cuando los dos nadadores cuentan el número de medallas que han ganado.

Nadie duda de la categoría de Phelps. Hoy en día es el mejor nadador de la historia gracias a sus 14 medallas de oro olímpicas (6 en Atenas 2004 y 8 en Beijing 2008), más que ningún otro deportista. Además ostenta dos medallas de bronce en los Juegos Olímpicos de Atenas y es dueño de 37 récords mundiales en este deporte. El rótulo de “El Tiburón de Baltimore” (haciendo referencia a su lugar de origen) le queda preciso.

Sin embargo, lo ocurrido en el Mundial del año pasado en Shangai ha hecho que Lochte sea considerado como su sucesor; adjetivo curioso teniendo en cuenta que Ryan es un año mayor que Michael.

Lochte, neoyorquino nacido en 1984, ganó allí 5 medallas de oro y lo más trascendente fue que derrotó a Phelps en los 200 metros libres y los 200 metros estilos, competencias en las que ambos son rivales directos. Además, Ryan estableció el récord mundial en 200 metros estilos a pesar que Michael mejoró su marca personal.

Shangai entonces, ha podido marcar el inicio de una nueva era. En Estados Unidos ya hablan de las verdaderas intenciones de Lochte: superar las ocho medallas de oro ganadas por Phelps y convertirse de una vez por todas en el mejor de la historia. En Londres podrían encontrarse en más de una prueba, eso lo sabremos una vez terminadas las clasificatorias estadounidenses. Hasta el momento Lochte se ha inscrito en 11 pruebas y Phelps en 7.

No se puede dejar de lado la motivación: aquí también Ryan lleva la ventaja. Phelps ha anunciado que los de este año serán sus últimos Juegos Olímpicos, debido al cansancio y desgano de los años de entrenamiento. Es conocido además, que el de Baltimore pensó en alejarse de las piscinas luego de ser descubierto fumando marihuana.

Todo lo contrario sucede con Lochte, que irá a Londres con dos objetivos claros: ser el mejor del mundo y obtener por fin el merecido reconocimiento que hasta hoy ha apuntado al rostro de Phelps.

Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.