Dueños del oro

Beijing.- Un ángel les dio la medalla. Ángel Di María fue el autor del único gol del partido entre Argentina y Nigeria. Gracias a él, los gauchos pudieron retener el título de campeones olímpicos en fútbol masculino. El futbolista de Benfica concretó a los 58 minutos, el dominio argentino durante gran parte del cotejo.

Por Diario La Primera | 24 ago 2008 |    
Dueños del oro
Como en Atenas 2004, Argentina fue el mejor equipo de todo el campeonato.
Selección argentina consiguió la medalla de oro en fútbol por segunda vez consecutiva

Hasta ese momento, el partido tenía pocas ocasiones de gol. Las interrupciones por las faltas y las pelotas divididas acaparaban la mayor del tiempo. Fue en ese momento que Di María tomó el balón en el centro del campo e hizo una notable jugada para superar al golero nigeriano, Ambrose Vanzekin.

A partir de ahí, los dirigidos por Sergio Batista se replegaron y cedieron la iniciativa a los africanos. ‘Las Águilas Verdes’ fueron a buscar el empate, pero sólo gozaron de dos claras situaciones. Una fue producto de un error cometido por el golero argentino, aunque no pasó a mayores.

Esta estrategia permitió que los gauchos saquen el máximo provecho a sus veloces delanteros. Lionel Messi y Kun Agüero aprovecharon su velocidad y de contraataque pudieron aumentar la ventaja. Sin embargo, el excesivo individualismo esta vez les jugó en contra.

El árbitro pitó el final del duelo y los argentinos ganaron una medalla de oro más en fútbol. Al igual que en Atenas 2004, los albicelestes fueron, de lejos, el mejor equipo de todo el campeonato.

Referencia
Dueños del oro

    Diario La Primera

    Diario La Primera

    La Primera Digital
    Diario La Primera comparte 119374 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.