Relectura de Vallejo

Antonio González Montes, compilador del libro “César Vallejo. Cuentos y novelas”, y crítico literario, inició una lectura seria de Vallejo a sus 19 años de edad, en los años 60, que culminó con una biografía corta para un concurso de la Universidad Católica. Luego, dedicó su tiempo al estudio de su narrativa, en el afán intelectual de entender en su totalidad al vate; encontrando luego algunos nexos entre la prosa y la poesía vallejiana.

| 02 setiembre 2011 12:09 AM | Cultura | 2.1k Lecturas
Relectura de Vallejo
Esta noche presentan “César Vallejo. Cuentos y novelas”, tercer volumen de las obras completas del vate de la Universidad de Ciencias y Humanidades.

Más datos

Hoy (7 p.m.) será la presentación de libro, análisis de su obra, lectura de cuento con performance y audio-visuales, en la Casa de la Literatura (Jr. Áncash 207, Lima). Ingreso libre.
2194

Uno de ellos, es “Escalas”, conformada por dos partes: “Cuneiformes” y “Coro de vientos”. El primero está muy vinculado a la poesía “porque parten de una misma experiencia: la experiencia de la cárcel y la madre muerta”, dice González: “Los textos de “Cuneiformes” están escritos en prosa, pero son muy líricos, muy trilceanos, los más experimentales de Vallejo”.

Ahí, uno puede encontrar una relación entre el poema V de “Trilce” que plantea la idea de que el amor no trascienda: “La idea es que una pareja está formada por dos; él dice que esa pareja no deba dar 1, el hijo, la descendencia, porque parece que en Vallejo había una resistencia a ser padre. El postula en el fondo eso: “No deis 1, que repercutirá al infinito”.

-Por qué es importante rescatar la narrativa del poeta universal César Vallejo.
- Vallejo es uno de los escritores peruanos que, habiendo hecho poesía, ha escrito prácticamente en todos los géneros literarios: periodismo, cuento, ensayo, novela, crónica, teatro… Entonces, es importante tener una visión global de sus escritos. Además, las grandes obsesiones de Vallejo están, de una u otra manera, en sus diferentes épocas y obras, y, por lo tanto, se puede establecer relaciones, nexos constantes.

-Es agradable en Vallejo esa idea del católico que le inquiere a Dios.
-Claro, en el poema “Del poeta a su amada”. Ahí Vallejo da una de las mejores definiciones del ser humano: “pero este pobre barro pensativo…”, “Si tú hubieras sido hombre, hoy sabrías ser Dios”.

-Algo que rescata Gustavo Gutiérrez, que es muy católico reclamar a Dios.
-Es como reclamarle al padre el habernos traído a la vida. Al final, uno sabe que está solo en esta vida, que debe elegir y encontrar un sentido a la vida, y uno se pasa el tiempo en eso, buscándole un sentido a la vida. Ese es el gran tema de Vallejo, la condición humana.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD