El Toro de Pupuja

El conocido torito de Pucará, para los no entendidos, toma ese nombre porque fue en la estación del tren en Pucará, en Puno, donde se vendía; sin embargo, estas artesanías se crean en el distrito de Santiago de Pupuja (provincia de Azángaro). Antes de la invasión española al Tahuantinsuyo, en este territorio los pobladores modelaban (a mano) camélidos de arcilla y los utilizaban en ceremonias asociadas a cultos de protección y reproducción.

Por Diario La Primera | 13 oct 2011 |    
El Toro de Pupuja
DOCUMENTAL

Pero producida la conquista española, animales y plantas se insertaron en la cosmovisión andina. Es en Pupuja donde aparece el toro, y no el camélido, en arcilla modelada, y se inserta en el circuito artesanal, y pasó de ser un objeto ritual a un elemento decorativo. Recién en los años 40 del siglo pasado ingresó al mercado limeño con fuerza.

En el texto y el video publicado por el Ministerio de Cultura se rescatan el trabajo de los artesanos Concepción Roque Chambi, Mariano Choquehuanca Quispe, Simón Roque Roque y Serafín Choquehuanca, conocidos por haber exhibido y puesto en el mercado sus toros, apajatas, incalimitas y chuwas.


Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119378 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.