Qué se espera de la mesa

El 2 de setiembre será el día decisivo del diálogo entre los pueblos indígenas y el gobierno del Dr. Alan García Pérez. Ese día, convocada por el Grupo Nacional de Coordinación para el Desarrollo de los Pueblos Amazónicos, se reunirá la mesa nacional para evaluar los avances de las cuatro mesas de diálogo instaladas hace dos meses.

| 01 setiembre 2009 12:09 AM | Columnistas y Colaboradores |972 Lecturas
972  

La reunión será presidida por el ministro de Agricultura Adolfo De Córdova Vélez y contará con la presencia, además de las organizaciones indígenas de AIDESEP y CONAP, de presidentes de gobiernos regionales y ministros recién incorporados. La cita marcará una inflexión en el áspero diálogo entre el gobierno y los pueblos indígenas.

Como todo el mundo sabe, la movilización indígena de agosto de 2008 y de mayo y junio de 2009, que tuvo un epílogo trágico al amanecer del 5 de junio en Bagua, provocó una conmoción política de múltiples consecuencias en el país. Una de ellas fue desnudar la realidad del Perú fraccionado y escindido por un Estado-Nación monocultural y homogeneizador, en un país de múltiples identidades ignoradas, sumergidas e invisibilizadas por este Estado uniformizado.

Haber puesto al descubierto las entrañas de este Estado excluyente y racista y cuestionado al modelo neoliberal concentrador de riqueza y depredador de la naturaleza ha provocado toda la injuria verbal y la hostilidad y persecución judicial contra los indígenas. Convertidos ahora, como hace siglos, de víctimas en victimarios.

Si lo que decida la mesa nacional será crucial para la continuación del diálogo, ¿cuál es el balance de las cuatro mesas? En la mesa 1 de investigación de los sucesos de Bagua sólo hay evaluaciones e informes. En la mesa 2 que revisa los decretos legislativos pendientes de derogatoria, el gobierno ha puesto el énfasis y la prioridad en una Ley Forestal y de Fauna. La mesa 3 de consulta del Convenio 169 tiene tres propuestas y la mesa 4 de desarrollo ha trabajado en la actualización de un proyecto de desarrollo del 2001.

Los acuerdos de la mesa nacional serán consultados en las regiones y luego volverán al Ejecutivo donde, los indígenas lo saben, la prioridad la tienen Dionisio Romero y sus socios chilenos. A continuación seguirán la ruta del castillo de Kafka del Congreso de la República en una travesía de 120 días.

Pregunto a los apus Leandro Calvo Nantip, Américo Cabecilla Gálvez, Salomón Awananch y Bladimiro Tapuyuri si creen que la mesa es el principio de un nuevo diálogo con soluciones. “Alan García quién debe demostrar al Perú y al mundo su sinceridad y su decisión de reconocer que nuestros pedidos son justos y que nosotros también somos peruanos”, responden con firmeza.

Loading...



...
Róger Rumrrill

Róger Rumrrill

En el ojo de la tormenta