“No a Keiko” amordazado por Facebook

El penúltimo post de los “No a Keiko” boys en el Facebook (15 nov), fue sobre los boletos naranjitas repartidos en los buses, poniendo en evidencia la propaganda popular para hacer de Fuerza 2011 la decadencia instaurada en el Perú automotor, entre el olvido y calambre de hambre.

| 24 noviembre 2009 12:11 AM | Columnistas y Colaboradores | 556 Lecturas
556

El papelito en ejemplar, captado apenas por un pálido gráfico (pic), viste claramente de oveja al lobo: Alberto Fujimori junto a su hija extensa, encallados con esta frase en el costado derecho, como una columna de estiércol jurásico de tipos en negrita como cuchillas pasadas por el averno: “Cada año repartió un millón de calzados, buzos, chompas y calzados escolares”. Claro, se ignora con alevosía el fraude de las donaciones de ropa; menos, de lo que se apoderó para costear los estudios de su candidata ‘global’. Los fujimoristas aprendieron bien de Isaac Mekler –usó la misma táctica ambulatoria rodante antes de ser congresista-, y ahora agradecen a la omnipotente red social Facebook, que impide la actualización de la página No a Keiko, la misma que embarca en el ciberespacio a 12,000 seguidores que han visto recortados sus derechos de comentarios y reflexiones y arte, por motivos ‘lesivos’ de contenido –si hubo su insulto, fue de algún comentarista; es más, se moderaba, se filtraba; conozco el trabajo del equipo, es profesional con un estilo sobrio-. Esta cibercensura, para nada queda excusada. Tal vez Facebook, no se da cuenta que con esto afecta a todo una nación; porque hunde el sentir de los jóvenes, velozmente informados y con reacción histórica en la puntita de la lengua. Facebook, desde ahora, goza de color fujimorista. Se puede ver la página, broxers and sixters, pero sus derechos de publicación han sido suspendidos. No pueden ni actualizar el status. Sus 8 administradores están de manos cruzadas, atados, hasta el cogote, donde la pus se mancha de sangre, la trazada por obra y gracia de sus congresistas y las maquinarias de demolición de la libre expresión. En fin, lógica harta conocida. No surprises.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...

Luis Torres Montero

Malas palabras

www.malaspalabras.pe