Los beneficios no visibles de la Reforma del Transporte

En Lima, a diferencia de otras ciudades en las que se utiliza principalmente el vehículo particular, la mayor parte de la población viaja en transporte público para ir a su trabajo, escuela, universidad, etc. Así, tenemos que más de 7 de los 9 millones de limeños utiliza masivamente el transporte público, siendo que el 90% de los viajes se realizan en combis, buses y microbuses, ya que el Metropolitano y el Tren, en conjunto, absorben en el mejor de los casos, el 10% de la demanda total de viajes en la ciudad. Es decir, fuera de estos sistemas masivos y rápidos de transporte, la mayor parte de la población utiliza servicios convencionales y es en tal sentido, absolutamente válido preguntarnos, qué valor tiene el tiempo de la población que no tiene el dinero para comprar un vehículo particular y tampoco accede ni al Metropolitano ni al Tren.

Por Diario La Primera | 08 oct 2012 |    

Así, el tiempo que desperdiciamos en los buses y combis en vías desordenadas para llegar a nuestro destino y que podríamos dedicarlos a dormir un poco más, tomar un rico desayuno con la familia, llegar más temprano para estar con nuestros hijos, entre otras múltiples posibilidades, tiene un valor económico, nada desdeñable, como veremos a continuación.

Por ejemplo, antes del ordenamiento de la avenida Abancay, uno se demoraba cerca de 18 minutos -en promedio- y luego de la intervención, 10 minutos o menos; en otras palabras, un ahorro de al menos 8 minutos. Si multiplicamos la cantidad de pasajeros día, 170.040 por el valor de la hora/hombre que fija el MEF (S/. 4.96 con los factores de ajuste aplicables a viajes con fines laborales y no laborables), resulta un ahorro de S/. 64.710 por día y al mes, S/. 1.941.292 (considerando 30 días, pues es una vía de tránsito constante).

Ahora veamos otro ejemplo, antes del ordenamiento, cruzar las avenidas Tacna - Wilson tomaba más de 16 minutos y luego del mismo 11 minutos en hora pico y mucho menos en hora valle; o sea, un ahorro de tiempo de 6 minutos y medio en promedio. Haciendo el mismo ejercicio, multipliquemos el total de pasajeros que se desplazan en más de las 20 cuadras, es decir 74.643 por el valor hora/hombre que fija el MEF, lo cual arroja un ahorro de S/. 101.340 por día y S/. 2.239.293 al mes.

En tiempos en que muchos consideran que el transporte es un servicio no regulado y que la competencia por sí misma genera eficiencia, les presentamos datos objetivos y contundentes de su equivocación. Desde la Gerencia de Transporte Urbano de la Municipalidad de Lima, hacemos evidente que no solo hay pérdidas para los empresarios, sino también para quienes son el centro de la intervención pública, nuestros usuarios. Si al mes, los limeños ahorran tiempo equivalente a más de 4 millones de soles en dos ejes viales, imaginemos las ganancias en dinero que se producirán con las siguientes intervenciones en la Av. Canadá, Benavides, Javier Prado, Evitamiento. La reforma del transporta está en marcha y avanza inexorablemente


    María Esperanza Jara Risco