Lobos con piel de oveja

Leo, veo y escucho a los gamonales del transporte urbano limeño, manifestar positivamente y permanentemente la famosa mesa técnica de diálogo con la alcaldesa de Lima, que ya llegó la hora de la transformación de la movilidad urbana en la capital y que todos debemos adecuarnos a los nuevos tiempos, pero por lo bajo, van socavando e inclinando la intención de la mesa, para perpetuar los sistemas absurdos y anquilosados de hoy, por su urgente reemplazo por el moderno sistema integrado de transporte urbano.

| 04 octubre 2011 12:10 AM | Columnistas y Colaboradores | 908 Lecturas
908

El éxito de un transporte público masivo en una ciudad es fácil evidenciar, es cuando el ciudadano de toda condición socioeconómica, no extraña, ni anhela al automóvil. Lo que no debe existir más en la ciudad de Lima, son los moto taxis trasladando personas en los distritos por donde circula el transporte urbano, no deben existir vehículos con dimensiones diferentes a las propuestas en el bus patrón, el moto taxi cumple una función social importante, en los asentamientos humanos donde no llega el transporte urbano. Así mismo, por donde circula el Metropolitano, no deben circular otras líneas de transporte ni los prohibidos taxis colectivos. En cuanto a los aspectos humanos, hay que desarrollar estrategias para convencer a los ciudadanos del cambio que viene, pero solo lo lograremos evidenciando que el sistema de transporte masivo es seguro, barato, rápido, o sea eficiente. Atrás debe quedar la cultura chicha o combi, instalada en nuestra colectividad que a nada positivo ha conducido. Autoridades, mucho cuidado con los Lobos disfrazados de ovejitas, ya los veo venir, en esas mesas técnicas que no debieron instalarse y que más de un dolor de cabeza van a traer y lo peor es que promueven el atraso de la transformación. Basta de parlamentarismos sin solución de continuidad, basta de comisiones que no producen soluciones efectivas. Necesitamos ver y sentir cambios por más pequeños que sean, como por ejemplo, El Metropolitano I, ahora debemos también conducirnos al cumplimiento de las básicas normas de tránsito, estas pequeñas acciones traen resultados grandes en la comunidad. Hasta mañana.




¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...

Federico Battifora

Rompemuelle