La violencia como argumento

En toda sociedad democrática, la resolución de conflictos debe pasar por un diálogo argumentado para luego llegar a acuerdos que de una u otra forma, beneficien a ambas partes. Pero tal parece que esta lógica aún no prima en algunos sectores donde su único argumento es la violencia y el amedrentamiento.

| 24 setiembre 2011 12:09 AM | Columnistas y Colaboradores | 7.1k Lecturas
7112

El jueves 15 de setiembre se dieron 2 episodios que rechazamos rotundamente, donde estarían implicados trabajadores de empresas mineras en los cuales se polarizó la defensa del derecho al trabajo de los trabajadores mineros, con la defensa del medio ambiente, la salud y la vida de las comunidades y los pueblos indígenas.

Marco Arana, líder del movimiento Tierra y Libertad quien se desplazaba con un grupo de dirigentes ambientalistas fue interceptado por 2 grupos de desconocidos, presuntamente vinculados a la empresa minera Río Blanco Cooper S, en la comunidad de Quillapampa, en una primera le pidieron identificarse para posteriormente el segundo grupo lanzar piedras al vehículo así como disparos al aire. Marco Arana ha señalado como principal sospechoso a la persona de apellido Urdiola, quien es conocido como vocero de la empresa minera y acusado de incitar a los pobladores a cometer actos de violencia contra quienes tengan una posición contraria a la minería.

En Arequipa, presuntos trabajadores de la minera Cerro Verde marcharon armados de picos, lampas, cadenas y palos hasta el local donde se celebra el Foro Nacional de los Pueblos quienes se encontraban tomando diversos acuerdos importantes en la agenda de las comunidades indígenas afectadas por la minería, por lo que la policía tuvo que intervenir a fin de evitar un enfrentamiento .

Es preocupante observar que las autoridades locales no cuenten con mecanismos adecuados para la resolución de conflictos que tengan una visión de desarrollo integral a largo plazo que incluya el crecimiento de la localidad y acompañado de la conservación del medio ambiente que es al fin y al cabo, el recurso que les permite realizar las actividades económicas.

Al cierre de esta nota, el presidente de la región Tacna informó que 26 personas resultaron heridas y 100 fueron detenidas luego que la policía intervino una protesta usando perdigones y balas, para impedir su ingreso a la audiencia realizada por Southern Perú para explicar el estudio de impacto ambiental de su proyecto en Toquepala.

Las autoridades no deben esperar que se pierdan vidas humanas para actuar. Asimismo, deben garantizar una profunda investigación y sancionar a aquellos que fomenten la violencia e impidan el diálogo.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | | | | | | | | | | | | |


...

Francisco Soberón

Globalización con equidad

APRODEH

1.10718917847