La Tigresa del Oriente

Desentraño las telarañas del personaje La Tigresa del Oriente y un “nuevo amanecer” (su canción) nace en mí y ni el mismísimo Buda llega a tal iluminación.

Por Diario La Primera | 21 ago 2009 |    

Quiero saber la génesis de su fama. El criminal: El You Tube. Su cargo: Casi 10 millones de visitas a su popular video musical tipo cumbia selvática. Judith Bustos, maquilladora del cómico Carlos Álvarez, más conocida como la Tigresa del Oriente, representa a la mujer peruana que nunca se da por vencida, pues a sus sesenta y tantos, la cantante latina es más vista en Internet que la misma Madonna –así lo dijo anteayer, en un Magaly TeVe blanqueado-; en popularidad local, ya dejó a Tongo como adorno de chifa (con patita arriba en forma de una “m” invertida) y ojalá Bustos no salga en las cabinas telefónicas limeñas enseñando su guata cau cau alcancía. Al ver sus close ups televisivos tiene un aire de guardado, de muñeca escondida de tatarabuela duracell. O será una estética kitsch, en vanguardia nacional, dejando atrás a los artis que se ganan la vida con sus malabares por la avenida República de Panamá. No puedo ser sanguinario en el malapalabreo: Judith no hace daño a nadie y cualquier abuelita ya quisiera su Florencia, su renacimiento personal en medio de su devastada y pobre Lima castañizada. La hizo linda en México y en Chile ¿será nuestra chicha star definitiva? ¿Nuestra representante en estridencia felina cultural peruana, nuestra Carmen Miranda? Su movimiento de garritas –su gracia grasa-, es más letal en el televidente que guante de Leono sobre sus enemigos, en los Thundercats. Receta killer: sus songs son más pegajosas que churro sin masa, puro manjar. Sus temas son: "La felina"; “Cumbia Villera”, “El Baile de la tigresa”, harta creatividad, pido que regale alguito. Es definitivo: el jale de Bustos es el exotismo dulzón que pega todas las moscas como una lámina poderosa. Nunca el mundo web fue un gran zoológico como esta vez, el de las finas auditivas. Y yo lo celebro, arañando mi tímpano con sus profundos zarpazos.

    Luis Torres Montero

    Luis Torres Montero

    Malas palabras

    www.malaspalabras.pe