La confianza es de derecha

Ya estamos en plena operación “confianza”. Primero fue el escándalo del viaje a Venezuela (¿qué mejor prueba de chavismo, si hasta provocó que Humala desistiera de ir a Quito donde estaban todos los presidentes de la región?) y juntito con eso la épica batalla para que no se compren los activos de Repsol que terminó en dos líneas de un comunicado de Petroperú hablando de un estudio relámpago que muchos piensan que nunca se hizo pero que sirvió para que el “no va” de Nadine se convirtiera en gran triunfo de la derecha.

| 27 mayo 2013 12:05 AM | Columnistas y Colaboradores | 2.5k Lecturas
2592

Después hemos tenido el combate de la comida chatarra, aún no concluido, y por supuesto decenas de editoriales y artículos de opinión pidiendo que Humala vuelva a abjurar del programa de la “Gran Transformación”, que supuestamente todavía guarda en el fondo de su corazón, a pesar de haber firmado la “Hoja de Ruta”, que luego nos enteramos era lo mismo que ofrecía Keiko Fujimori y por lo que habrían votado dos tercios del país, al hacerlo por los derrotados de LA PRIMERA vuelta.

Alfredo Torres de IPSOS ordenó en su última encuesta preguntar si una de las causas de la baja de popularidad del presidente era la desconfianza y el punto salió cuarto entre los principales motivos de desaprobación. Esa desconfianza podía ser por lo que hizo o intentó hacer, o por la forma vergonzosa como retrocedió sobre sí mismo, pero igual marcó su estudio de mayo como el de la preocupación del país por la confianza que están reclamando los grandes empresarios para las inversiones.

También de acuerdo a la misma encuesta la gente común y corriente en su gran mayoría no ubica las diferencias entre “Gran Transformación” y “Hoja de Ruta”, y la mayoría aprecia al gobierno en las mismas posiciones que cuando comenzó o más a la derecha. Podría decirse que la ciudadanía no ve lo que causa tanta alarma en los dueños del dinero y que se expresa en los medios. Podría decirse tal vez que la alharaca mediática impacta mucho más en los directivos empresariales que en las personas comunes y corrientes.

Pero ocurre que el tema ya está instalado desde que a Humala se le ocurrió decir que a la “confianza” recién se le reconoce cuando se la pierde y que esto puede ocurrir en un solo instante. Justo lo que El Comercio y la CONFIEP querían oír para saber que las derrotas recientes del presidente le habían colocado nuevas ataduras políticas y mentales para someterlo a sus planes. De ahí está viniendo que hay que olvidarse de la consulta previa, el medio ambiente, la protección de restos arqueológicos, los trámites y controles, etc.

Como si eso fuera a traernos inversión a raudales y sacarnos de las actuales tendencias de estancamiento. Y el hombre se la cree.

¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


En este artículo:


...

Raúl Wiener

POLITIKA

Analista