Inversiones electorales, ACS y Camargo Correia

Algunas campañas electorales están costando un montón de dinero. La ciudad de Lima está llena de paneles, sobre todo los de Lourdes Flores, pero también de los candidatos de Kouri y otros. No los he contado, pero hay quien dice que son 4,800 paneles. Saque usted su cuenta, a 10 mil cada uno, cuanto sale. Sume además avisos, globos, polos, gente pagada para que vaya a las manifestaciones, asesores, camioneta, gasolina.

Por Diario La Primera | 21 set 2010 |    

Para algunos, la principal pregunta es de dónde sale tanta plata. En realidad, la pregunta más importante es que busca ese dinero, a que propósito se orienta.

La economía neoclásica piensa que las personas solo buscan tener más dinero para comprar más cosas porque eso les da felicidad. Por el contrario, yo veo todos los días que millones de personas gastan tiempo y dinero en ayudar a sus familiares, enseñan y cuidan a la gente porque eso además de darles un sueldo les añade felicidad o simplemente ayudan a los necesitados dando una limosna. Puedo creer, por eso, que gente desinteresada ayude campañas electorales. Como no, si yo mismo lo hago.

Pero tampoco soy tonto como para no darme cuenta que también hay mucha gente, alguna muy rica y poderosa, capaz de hacer cualquier cosa para enriquecerse. Sé también que en las municipalidades y gobiernos regionales se contrata muchas obras y bienes, y que hay contratistas que están poniendo fuertes sumas en estas elecciones para que luego les caigan los contratos – a precios inflados, desde luego. Como dice la canción salsera, yo soy así, confiado, con un ojo abierto y el otro cerrado.

Así las cosas, que Lourdes se mueva en la camioneta regalada por Cataño, nos deja la duda de si se trata de un apoyo desinteresado o una inversión.

Más dudas han surgido ahora tras conocerse esta reunión privada entre Lourdes Flores y altos directivos de las trasnacionales ACS y Camargo Correia. Estas empresas ya tienen contratos millonarios en temas claves para Lima, como el agua y saneamiento y el trasporte. Difícil creer que se trata de aportes desinteresados máxime cuando son extranjeros y no se han reunido con otros candidatos. La respuesta de Lourdes, con un súbito desvanecimiento de la memoria de lo que allí se dijo, añade sospechas.

La única forma de desvanecer suspicacias, es con transparencia. Como hace Susana Villarán, Lourdes debería publicar su agenda y evitar reunirse en plena campaña con trasnacionales que tienen tantos intereses por negociar con la Municipalidad. Pero sobretodo, debiera dejarse de ocultamientos y decirnos que conversaron en esa interesante cita.


    Pedro Francke