Formalidad o Informalidad

Luego del reportaje que realicé el pasado viernes a la talentosa socióloga y docente de la PUCP, Claudia Bielich S., autora del documento de trabajo “La Guerra del Centavo” me condujo a la reflexión sobre uno de los temas tratados, la informalidad y la formalidad en el transporte público urbano y quiero compartirlo con ustedes.

| 23 noviembre 2009 12:11 AM | Columnistas y Colaboradores | 1.5k Lecturas
1571

En el año 1,991, con la denominada desregulación del transporte terrestre, lo que sucedió es que se “formalizó la informalidad” que venia desde muchos años atrás. El Estado se limitó por 20 años más o menos a permitir el funcionamiento de un sistema que el Estado no podía sostener ni resolver y en buen castellano quienes sí, mal que bien, lo venían resolviendo eran los “informales transportistas”. Anteriormente los famosos comités y cooperativas que trabajaban de una forma muy rudimentaria, cada persona explotaba su vehículo, no existía seguridad laboral y menos prestaciones sociales, en vehículos obsoletos. En resumidas cuentas los comités y cooperativas de ayer son las empresas de hoy. Lo que se hizo a partir del año 1,991 es que los comités y cooperativas de los sesentas se convirtieran en lo que hoy representan las mal denominadas empresas del transporte público urbano de Lima metropolitana, por lo menos su gran mayoría. Pero lo paradójico es que son reconocidas por el Estado y cumplen con requisitos (los que impone la municipalidad). Claro está que la formalidad hoy es una conducta que tiene gradualidad, es decir, muy pocos se acercan al modelo de negocio que debería ser el que rija los destinos del transporte urbano y la gran mayoría aún permanece muy lejos de ese modelo y otros definitivamente son los denominados piratas que deben desaparecer. Hasta mañana.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: |


...

Federico Battifora

Rompemuelle