¡Feliz Año Nuevo, Educación!

Renovemos nuestra apuesta por el cambio en educación. Este 31 de diciembre, propongo reemplazar las 12 uvas por 12 puertas:

| 24 diciembre 2012 12:12 AM | Columnistas y Colaboradores | 790 Lecturas
790

1. Para abrir la educación más allá de la escuela y hacer realidad el objetivo No. 6 del Proyecto Educativo Nacional: Sociedad Educadora. El Proyecto “Lima Ciudad Educadora” ha tomado la delantera en nuestra capital.

2. Para que entre el viento de nuestros primeros sueños en instituciones de la sociedad civil. Por ejemplo, Foro Educativo que decía hace 20 años: “Hacer de la educación peruana un imperativo ético y estratégico”. Ojalá que escuchen Castilla y Humala y no solo Papá Noel.

3. Para escapar de los esquemas rígidos y dar paso a la creatividad. Destaca el esfuerzo de Puno con un proyecto curricular propio, basado en el enfoque de la racionalidad andina: Allin Kawsay / Wali jakaña / Vivir bien; Allin Munay / Wali munaña / Querer bien; Allin Yachay / Wali yatiqaña / Aprender bien; Allin Rura /Wali luraña / Hacer bien; es decir “aquellos saberes que necesita desarrollar el ser humano…para vivir en armonía… con los seres de la naturaleza, consigo mismo y con los demás”.

4. Para mirar el país en que vivimos y que queremos contribuir a cambiar desde la educación y cuando hablemos de currículo, aprendizajes, gestión educativa, etc., recordemos asuntos como las Recomendaciones de la Comisión de la Verdad, el Protocolo de Kyoto o los planes de desarrollo regional.

5. Para que entren todas las preguntas. Que la deliberación se instale en las escuelas desplazando el silencio, y rija la gestión educativa de todo el país

6. Para que salgan definitivamente las ideas conservadoras y nunca refloten propuestas de recortar la educación pública secundaria o el gasto público en educación o la increíble idea de medir con cronómetro cuántas palabras leen los niños por minuto.

7. Para encontrar las miradas y anhelos de los más pequeños y erradiquemos definitivamente el abuso infantil.

8. Para correr y tratar de alcanzar a la justicia en un país donde el índice de desigualdad es uno de los más altos de América Latina y el mundo (0,5 Coeficiente Gini 2011).

9. Para abrirnos a la diferencia y recordar todos los días que somos un país sentado en un banco de enorme diversidad cultural. Miremos si no nuestra gastronomía…

10. Para respirar aires de libertad y decir lo que pensamos. Si no nos callaron en tiempos de dictadura, menos debería ser en tiempos de democracia.

11. Para salir a trabajar por los niños más vulnerados en su derecho a la educación. Recordemos que 99% de los niños de La Oroya tienen plomo en la sangre; que hay 1 millón de niños y niñas indígenas, la mayor parte de los cuales fracasa en la escuela; y que el 87% de los niños y adolescentes con discapacidad está fuera del sistema educativo.

12. Para que entren maestras y maestros felices y reconocidos, que hace tiempo el Perú lo necesita a gritos.

La educación necesita personas capaces de vivir sus sueños y luchar por sus ideas. ¡Felices Fiestas!


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...

Teresa Tovar Samanez

A ojo de buen cubero