¿Por dónde empezar?

Empieza a discurrir el día con una desagradable sensación. A las 6:30 recojo el indeseado diario y leo un titular inevitable: “Autos chatarra seguirán llegando hasta el 2010”. Siento que me bulle la sangre y detesto a tanto congresista inútil y débil de carácter, en suma ignorante y englobo todas las barbaridades que le conocemos y pareciera, en la desilusión que me producen, que reflejasen la propia imagen de todos nosotros, así de feos, en el espejo distorsionado de sus conductas.

Por Diario La Primera | 18 dic 2008 |    

Amén del sacrilegio que comete la decisión del Congreso, esa que va contra la salud y la vida misma del pueblo a quien representan. Y además se alegran porque ahora vamos a “exportar” la chatarra contaminante a Paraguay y Bolivia. ¿Es que la epidemia de ceguera es tan contagiosa que hasta Evo Morales quiere ponerle a su pueblo, en la sangre, una cuota de dióxido de carbono?

Y ya que hablamos del ambiente, debo mencionar la obra carente de responsabilidad ambiental de nuestro alcalde de Lima, justamente a quien le toca la mayor de las responsabilidades, pues a su imagen y al igual que él, ningún alcalde del Perú hace absolutamente nada por evitar la contaminación.

¿Cómo se explica que en 5 años de gobierno se haya lavado las manos con el tema de las revisiones técnicas y el 50% del parque automotor sea obsoleto y ande botando humos por todos lados?

    Samuel Morante

    Samuel Morante

    Ecomundo

    Columnista