Derecha estatista

Hay un momento del ciclo económico en el que los neoliberales se vuelven fervorosamente estatistas y es cuando los bancos quiebran.

| 31 mayo 2012 12:05 AM | Columnistas y Colaboradores | 987 Lecturas
987

Esto es lo que viene sucediendo con el colapso del banco español Bankia, que alcanza dimensiones catastróficas. Esta entidad financiera fue el resultado de la fusión de las cajas regionales dedicadas a préstamos hipotecarios. Al igual que en los Estados Unidos, en la península ibérica se creó una burbuja inmobiliaria que durante una década se convirtió en el sector más dinámico de la economía española.

Los precios de los inmuebles alcanzaron alturas siderales y la especulación se abrió paso de manera desorbitada. Como suele suceder en los ciclos capitalistas, el lucro y la ambición más que nunca, se convierten en la razón de ser de los grandes financistas y pronto las leyes pasan a segundo lugar.

El caso de esta financiera es verdaderamente escandaloso. Dirigida por uno de los mejores cuadros económicos del Partido Popular, anunció en su balance del 2011 un saldo positivo, que sin embargo como se acaba de descubrir, ocultaba una pérdida cien veces mayor. El dato es al parecer solo el inicio de uno de los mayores fraudes de la banca europea.

El gobierno de Mariano Rajoy ha tenido que preparar un rescate de 23 mil millones de euros, cifra que remece no solo a España sino a toda Europa y no hace más que agravar la crisis que ya lleva un lustro.

¿Cómo sucede algo así? Ciertamente con la complicidad de las autoridades, que en este caso resulta patético comprobar que cuando la derecha viene aplicando un plan de austeridad a rajatabla, reduciendo en más de un tercio el gasto social, de pronto como el mago del sombrero, saca una cifra descomunal que por supuesto sale del bolsillo de todos los españoles.

Es obvio que nadie puede convertir una “ganancia” de cuarenta millones en un saldo negativo de cuatro mil millones, si esto no es el resultado de una trampa planificada y reiterada. Las investigaciones no tardarán en descubrir la aplicación de “artes contables” de esas que se comentan en los pasillos de las más reputadas escuelas de negocios,

Deben haber hecho algo parecido a las “repo transanction” del Lehman Brothers, cuando hacía pasar préstamos como ventas, lo cual es ilegal. El emblemático banco norteamericano fundado a mediados del siglo XIX, cuya quiebra desató la crisis mundial el 2008, era un dechado de libros falsos, tal como lo certificó el interventor público.

Dicho sea de paso, cuatro años después, aún no avanza el proceso contra los responsables de una de las mayores quiebras en la historia del capitalismo. Esto muestra el enorme poder del oligopolio financiero.

La quiebra de Bankia prueba el alto nivel de corrupción que corroe al sistema financiero internacional y la necesaria labor de vigilancia del estado democrático. La experiencia enseña que es una tarea imprescindible ante estos arranques místicos de devoción estatista, cuando se trata de socializar las pérdidas.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: |


...

Deje un comentario

Loading...