Del amor y sus cosas

El que iba a ser una de las cumbres de nuestra pléyade de escritores cayó de niño en cama con fiebre, enfermo de amor, porque una jovencita de quien estaba enamorado le dijo despectivamente: “Eres un serrano de mierda”.

| 20 octubre 2011 12:10 AM | Columnistas y Colaboradores | 771 Lecturas
771

Florentino Ariza, ese personaje de ficción del Amor en los Tiempos del Cólera, que puede ser cualquier enamorado en serio, lloró tanto, sufrió tanto por el amor de Fermina Daza, que a uno le daban ganas de entrar en el libro de García Márquez para consolarlo.

La madre de Florentino estaba ahí, sin embargo, para consolarlo y en una escena que cito de memoria le dijo algo así: Aprovecha, hijo, que ese dolor no ocurre toda la vida. Pedía a su hijo que aprovechara de ese sufrimiento, dando a entender que a medida que el tiempo pasa sufrimos menos por amor.

Es posible que a los cincuenta años se sufra menos por amor; pero yo conozco mujeres de esa edad que lloran por chiquillos de 20; y hombres de cincuenta que escriben poemas malos, con todo el amor del mundo, para que una mujer de 30 les dé al menos una esperanza.

Alguien que conoció el amor justo cuando no lo buscaba escribió en un muro virtual que no sabía que el amor doliera tanto. Nadie busca sufrir por amor; lo que le pasa a uno les pasa a todos. Quien no ha sufrido por amor, que se eche agua helada para que sepa si en realidad está vivo.

El único insulto que en realidad duele es cuando viene de alguien que amas en serio. Cuando te alegras mucho por alguna cosa buena que le ha pasado a ese alguien y lo disfrutas como si fuera tu logro es porque estás empezando a amar.

No hay amor ajeno, el amor que sientes es tuyo y de nadie más y, a veces, no es necesario que el amor sea correspondido para que te deje loquito y feliz escribiendo cosas que los criticones de siempre llaman cosas cursis, sin saber que lo cursi abriga.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...

El Escorpión

El Escorpión

elescorpion@diariolaprimeraperu.com