Benchbreaking

Benchmark se traduce como punto de referencia o modelo a seguir. Benchmarking como competitividad.

| 31 julio 2011 12:07 AM | Columnistas y Colaboradores | 1.1k Lecturas
1196

Otros empresarios, administradores y directores dinámicos y creativos, han roto con los modelos de gerencia convencionales y los bloqueos mentales, se han enfrentado a la inercia organizacional y han encontrado excelentes ventajas comparativas y meritorio reconocimiento en la determinación de contrastes y diferenciaciones con los de su sector, no en la copia o en la asimilación de lo que hacen otros.

A través de estudios técnicos establecen las brechas existentes que generan los procesos. Es así que día a día luchan por destacarse, hacer realidad pensamientos, cristalizar ideas y adelantar ejecuciones que nadie está haciendo, explotando al máximo estas áreas, tecnologías y procedimientos.

Es lo que se conoce como benchbreaking, una metodología efectiva de medirse, compararse y aplicar lo que está en “contra” de lo usual y de los modelos comunes. En sí la palabra benchbreak significa atreverse a romper con el modelo o la referencia establecida, alejarse de lo convencional, probar otra alternativa, algo distinto y lograr posicionamiento.

En la búsqueda de lo novedoso, de lo que origina cambios en las organizaciones, los gerentes y directivos con actitud proactiva establecen los puntos fuertes y débiles, se enfocan en los contrastes y en todo lo que rompe con lo rutinario, cambiando el rumbo de las cosas, lo que les permite alcanzar sus objetivos finales. Se trata de acabar con los viejos y tradicionales paradigmas para así facilitar su adaptación al cambio, con el fin de acelerar el logro de los resultados deseados.

José Guerra destaca en un artículo que el benchbreaking como forma de pensar y de actuar mide divergencias entre colectividades, organizaciones, áreas o personas y con base en esos aspectos, facetas o prácticas, busca la manera de explotarlas de la mejor manera posible. En una palabra se trata del máximo aprovechamiento de la discrepancia y lo desacostumbrado con miras al logro del liderazgo y la excelencia, hasta llegar a ser el primero en su clase o en su especie.

Se centra esta herramienta técnica gerencial en el desarrollo de las ideas o procedimientos que ninguno otro está pensando, o de ser así, anticiparse con hechos y ser pionero en su medio, lo cual implica tener una verdadera visión personal, grupal o corporativa, haciendo uso de la experiencia, el aprendizaje, la innovación, el conocimiento del mercado y del sector, la capacitación y la disposición a transformar las actitudes de dirección. Implica asumir retos nuevos, enfrentar riesgos y no temerle al fracaso.

La historia del mundo está colmada de hombres con carácter que tuvieron la osadía de asumir retos inquietantes, imposibles para los demás y a través de los siglos aplicaron benchbreaking en sus vidas, marcando diferencias.

Estos hombres se alejaron de lo normal, de lo estático, superaron barreras y buscaron la diversidad. A muchos de ellos los llamaron locos, desquiciados, pero hoy nos damos cuenta que en realidad trascendieron, dejaron huella, fueron... verdaderos visionarios.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...

Mario Galarza Peña

Marketing & Negocios

mgalarza@mg-group.com.pe

Deje un comentario

Espere...
0.589833021164