Asignatura obligatoria

La Educación en Seguridad Vial debe implementarse en el Perú como asignatura obligatoria a nivel escolar, universitario e institutos de formación técnica. No basta con realizar tutoriales, como en algunos centros educativos se realizan, ni charlas cada 2 meses, la Educación en Seguridad Vial debe incorporarse como un curso anual, con exigencia académica y evaluaciones, como cualquier materia.

| 22 agosto 2011 12:08 AM | Columnistas y Colaboradores | 857 Lecturas
857

Con la importancia que tiene hoy, por las severas consecuencias que tienen a lo largo de la vida de una persona. Sobre todo en nuestra patria, debe dársele la importancia como se le da al lenguaje, la historia, la matemática, etc. Trabajar desde el Ministerio de Educación, a través de sus mejores pedagogos, el desarrollo de la malla curricular de la Educación en Seguridad Vial por grados y debe necesariamente adaptarse a cada región natural de nuestra patria y aplicar la esencia de esta asignatura vinculándola con la realidad inmediata de cada segmento socioeconómico de los educandos. Los manuales de educación deben ser adaptados para tal fin, lamentablemente fue un ERROR pretender que sean iguales para todos. Decidimos lanzar entonces la Cruzada Cívica para la Educación Vial y para obtener la legitimidad de esta necesidad fue a través de la sociedad civil. Fue un 11 de setiembre del año 2008 que se lanzó este emprendimiento, lamentablemente desde su primer día de vida fue sistemáticamente bloqueado por las autoridades de turno de ese momento, fundamentalmente por la que fue ministra de Transportes de aquella aciaga fecha, Verónica Zavala, que argumentaba que le restaba protagonismo al MTC, fue realmente increíble, las cosas que suceden en nuestra patria y lo peor es que las soportamos, nunca vi tanta prensa en las instalaciones del TACP, auditorio donde se lanzó la Cruzada Cívica por la Educación Vial y en la noche y al día siguiente, silencio total, luego nos enteramos de que había sido bloqueada la promoción de este emprendimiento ciudadano. Rápidamente comprendí que por este camino no tendríamos éxito, la administración aprista había decidido bloquearla, entonces cambié de estrategia, empezamos a trabajar discretamente con los segmentos más necesitados de nuestra patria, donde, paradójicamente, albergan la mayor cantidad de víctimas anónimas, que solo en algunos casos forman parte de la estadística. Continuaré. Hasta mañana.

¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.



...

Federico Battifora

Rompemuelle