Cuestas de una encuesta

La reciente encuesta nacional de Ipsos Apoyo Opinión y Mercado indica que el Presidente Ollanta Humala ha perdido aprobación en todas las regiones de la República, con excepción del Centro, donde más bien supera el porcentaje del mes anterior, aunque solo por un punto. Es un retroceso en toda la línea.

| 20 marzo 2012 12:03 AM | Columna del Director | 2.5k Lecturas
2540

Llama la atención el volumen de las pérdidas. En Lima baja de 61 a 55 por ciento; en el Norte, de 56 a 46; en el Sur, de 58 a 53 y en el Oriente, de 65 a 57.

Algunos analistas, incluido Alfredo Torres, de Apoyo, atribuyen el bajón sobre todo a privilegios indebidos a Antauro Humala, hermano del jefe del Estado, quien, además, “ejerce una influencia inaceptable en diversas instancias gubernamentales y en el propio Presidente”, según Torres.

Opino que los desbordes de Antauro y el trato que recibe dañan, en efecto, la aprobación del Presidente; pero no creo que la pérdida de popularidad de éste se deba sólo a ese factor. El descenso en la clase A, donde había subido 15 puntos en un mes, y donde pierde ahora 13 puntos (cae de 75 a 62 por ciento), es difícil de explicar sólo por el factor Antauro. Después de todo, ese segmento es el que votó por Keiko Fujimori y está de acuerdo con el trato privilegiado a Alberto Fujimori y hasta con la amnistía para éste.

La baja en la aceptación de los ricos indica otra cosa: el carácter inestable de su apoyo a Ollanta Humala. Cuando reprime o cuando favorece a la gran minería, Humala es el hombre. No olvidar que los mineros son la expresión socioeconómica de los ricos y que son los que más invierten en los medios de comunicación.

Un vendedor de periódicos del centro de Lima me decía, días atrás: “yo no vendo ni un solo ejemplar de Expreso. No me explico por qué sale”.

Basta ver el profuso avisaje de ese diario para saber por qué sale, aunque no “sale”.

Para la derecha extrema, el Presidente es bueno en la medida que sirve a sus intereses. La más leve pausa, o el más ligero toque de centro izquierda, la irrita.

Otro es el caso del Norte. Allí Humala pierde diez puntos. ¿Qué tiene que ver Antauro con ese declive? Nada, por supuesto. Más razonable es creer que ello se debe a la actitud concesiva frente al proyecto Conga.

Hay una vertiente de opinión, nutrida por el propio Antauro, de que él es la alternativa radical de la familia. Hay quienes suponen que puede ser el próximo candidato de Gana Perú o de un frente más a la izquierda.

Después de las revelaciones de que dicho personaje actuaba desde la prisión a favor de mineras en conflicto, cabe la duda. El personaje que se ha distinguido por su acento racista parece no tener prejuicios en cuanto a relaciones públicas por lo bajo.

La encuesta de Apoyo, realizada, por encargo de El Comercio, entre el 14 y el 16 de marzo, encierra, pues, enigmas y provoca dudas.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...

César Lévano

Razón Social

cesar.levano@diariolaprimeraperu.com