Claves del Sur

Una encuesta realizada en el Cusco entre el 15 y el 19 de este mes por el Centro de Estudios “César Carranza” muestra cuán honda es la diferencia entre Lima y Cusco en materia electoral. La capital imperial discrepa de la metropolitana Lima. Mientras Ollanta Humala sólo cuenta en Lima con 8% de intención de voto, en Cusco encabeza las preferencias con 28%.

Por Diario La Primera | 24 ago 2010 |    

En Lima, Luis Castañeda se mantiene primero con 28%. Lo siguen Keiko Fujimori con 22%, Alejandro Toledo con 13% y Humala con 8%. Esto indica una encuesta realizada en Lima Metropolitana por el Instituto de Opinión Pública de la Universidad Católica, entre el 13 y el 15 de agosto.

Claro está que el tamaño del voto de Lima es enorme. Pero hay que considerar el peso histórico del Cusco, que no se agota en las ánforas, ni se remite sólo al pasado. Como centro de tradiciones, problemas y esperanzas, Cusco condensa corrientes que se agitan en los Andes y en la Amazonía. No debe verse como indigenismo anticuado.

Alan García, en su discurso de cierre de campaña para la segunda vuelta electoral, el 1 de junio de 2006, expuso lo que creía sobre el Sur:

“La primera vuelta ha dividido al país en tres sectores que parecen incompatibles. Allá en el Sur tenemos una enorme población que, por la dificultad de su geografía y su altitud, no ha tenido la posibilidad de nuestro Norte, de desarrollarse para la exportación, para la pesquería, para el algodón y el azúcar; y entonces del Sur andino y altiplánico viene un reclamo tremendo, porque son los peruanos con mayor pobreza”.

El problema de fondo no está, como cree García, en la geografía o la altitud. La mejor prueba es que en la época de los Incas, Cusco pudo desarrollar una cultura, una civilización. En la era colonial, el Sur andino sí se consagró a la exportación. Huancavelica muestra lo que significa basarse en la minería. No es casual que Huancavelica sea hoy la región de mayor pobreza en el país.

¿Por qué, si no por sus posibilidades económicas, los capitalistas chilenos están comprando tierras en el valle sagrado de los incas, en el Urubamba, donde se cultiva ese maíz que asombra al mundo pero se desconoce en Lima?

García desestima, por otra parte, la lección de regionalización horizontal que dieron culturas prehispánicas como la lupaca, que estableció centros de producción y eslabonamiento entre la altipampa de Puno y la costa pesquera de Moquegua.

“Todo allí era mezquino, excepto el hombre”, escribió el francés Louis Baudin en el libro L’ empire socialiste des Incas. ¿Era socialista el imperio? En todo caso, como lo advirtió Jorge Basadre en su juvenil ensayo Marx y Pachacutec publicado en el primer número de la Nueva Revista Peruana (1929), el socialismo moderno es otra cosa.

Referencia
Claves del Sur

    César Lévano

    César Lévano

    Razón Social

    cesar.levano@diariolaprimeraperu.com