Culpable o Inocente

Llena de sorpresas y giros inesperados, ‘Culpable o Inocente’ sostiene la emoción hasta el desenlace gracias a un excelente reparto y a una factura técnica impecable.

| 23 setiembre 2011 12:09 AM | Cine | 1.5k Lecturas
Culpable o Inocente

Más datos

CALIFICACIÓN ****

“The Lincoln Lawyer” es el título original de la película y del libro de Michael Connelly, renombrado autor de novelas criminales. Otra obra suya llevada al cine es ‘Deuda de Sangre’, dirigida y protagonizada por Clint Eastwood en 2002.
1542

Quince años después de conquistar el estrellato con ‘Tiempo para Matar’ (1996), Matthew McConaughey vuelve a cargar sobre sus hombros el peso de una película dramática, y lo hace de tal manera que ha zanjado cualquier discusión sobre su talento. Luego de ver su formidable actuación como el abogado Mickey Haller en ‘Culpable o Inocente’, uno se pregunta porqué Hollywood ha desaprovechado por tanto tiempo a uno de sus actores más carismáticos, o si el hecho de cumplir 40 años ha sacudido a McConaughey del conformismo que suele traer el éxito, apostando ahora por papeles más adecuados para un hombre maduro. En el futuro inmediato de McConaughey no hay ninguna comedia romántica como ‘Soltero en Casa’ (2006) o ‘Los Fantasmas de mi Ex’ (2009), sino proyectos tan intrigantes como ‘Killer Joe’, de William Friedkin y ‘Bernie’, de Richard Linklater. Eso no quiere decir que ‘Culpable o Inocente’ suponga una ruptura radical con respecto al tipo de cine en el que McConaughey suele trabajar, o que esté interpretando un personaje completamente alejado de su imagen taquillera. Este es el mejor vehículo de McConaughey hasta la fecha por la simple razón que funciona en todo lo que ambiciona ser: un thriller judicial adulto y absorbente, de principio a fin.

Basada en la novela de Michael Connelly, ‘Culpable o Inocente’ indaga en la intimidad de Mickey Haller, un abogado sin oficina estable, experto en representar a sujetos de mal vivir, un personaje aparentemente amoral que presume de antemano que todos sus clientes son culpables, pero si pagan una fuerte suma de dinero, allí está él para defenderlos. La trama se centra en el caso de Louis Roulet, un aristócrata acusado de agredir a una mujer y que podría purgar varios años de cárcel, a menos que Haller demuestre su inocencia ante la corte. Haller es un abogado en la tradición del Eddie Dodd de ‘Solo Ante la Ley’ (1989) o el Martin Vail de ‘La Raíz del Miedo’ (1996), dos modelos de abogados cínicos y descreídos, tan vanidosos como sagaces, sobrevivientes de varias batallas porque no tienen ni un pelo de ingenuos, aunque en el fondo no han olvidado sus antiguos ideales. ‘Culpable o Inocente’ es tan ágil como una película de acción, pero el gran acierto son los actores, no solo Matthew McConaughey sino también Ryan Phillippe como Roulet, Marisa Tomei como la ex esposa de Haller y William H. Macy como su socio. Incluso aquellos que solo tienen una escena –como los testigos llamados al estrado o los funcionarios públicos- aportan verosimilitud y matices insospechados. El director Brad Furman no solo tiene ojo para colocar la cámara sino también para revelar las asperezas de un mundo donde nadie es inocente.


Claudio Cordero


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD