Sin autocontrol, aun no sabes cómo dominar la ira. Te explico cómo, en simples pasos…

En esos momentos en los que quieres perder la compostura, por ti mismo, por alguna persona, por algún motivo, situación o circunstancia. La furia, el enojo, la ira te domina, te llena de pensamientos insanos, destructivos, hace que tu cuerpo pueda padecer de algún mal, no tienes control, pero puedes deshacerte de todo eso, solo sigue estos simples pasos.

Por Marco Mogollon | 23 may 2018 |    
Sin autocontrol, aun no sabes cómo dominar la ira Te explico cómo, en simples pasos…
Dominar la Ira
Hoy te presento 4 pasos para dominar la ira

La Ira es un sentimiento, provocado por un estado de alteración de nuestra armonía, para que esta se produzca deben desencadenarse estados de alteración, no solo en el cuerpo, sino también en la mente y en el espíritu. Recuerda, que no solo somos cuerpo físico, sino que también nos componemos de espíritu y mente.

Muchos grandes maestros han querido regalarnos lecciones de vida, que nos puedan ayudar con nuestra vida cotidiana, exponiendo que no es nada bueno perder la armonía, debido, a que tras de ella, solo quedan los vacíos, las enfermedades, los desencuentros, enemistades y hasta pesares espirituales y hasta la muerte repentina. Por eso te digo que es mejor mantener la compostura y conservar la armonía, porque una vez que el agua se ha derramado es muy difícil recogerla y si se recoge, suele estar sucia.

Ciertamente la ciencia ha determinado que los estados de ira alteran el cuerpo, pero ya desde hace muchos, muchos años, los antiguos han sabido que a través de los sentimientos, podemos moldear nuestra salud, la ira desencadena malestares inmediatos, dolores de cabeza, falta de aire, asfixia, elevación de la temperatura corporal, desvanecimientos en ciertos casos o exceso de energía, lo que se refleja en la rápida tensión y aceleración cardiaca, te digo más, pues en realidad, también altera la bilis, se activan rápidamente los jugos gástricos y aumenta la sudoración. Esas son algunas cuantas consecuencias físicas, por supuesto, del cuerpo físico, que cada uno de nosotros tenemos.

Pero qué hay del cuerpo mental, allí se librara una batalla por la razón, sus consecuencias son infinitas, no podemos predecir, que puede hacer una persona que ya bajo los efectos de la inarmonía, active su ira y deje que esta lo domine completamente. Desde las consecuencias leves, pasando por las moderadas a las graves, todas son muy malas y pueden ser peores.

Por no hablar de las consecuencias que trae la ira al Espíritu de cada uno y no solo por el hecho de lo que nos han inculcado, de los pecados y todo eso, sino de lo que dentro de mi ser ocurre, lo que yo puedo después de reflexionar hacer con todo lo que he dicho y hecho, cuando estoy atacado, por la ira.

Pero, hay razón para alterarse, de tal forma que la ira, no pueda controlarse? Es en verdad, la ira de un mal mayor? Existe alguna forma de controlar estos impulsos?

Afortunadamente existen métodos y recetas, ampliamente practicados, de que sea consecuencia de un mal mayor, ya lo determinaron los psicólogos y por su puesto es objeto de estudio personal, el lidiar con un comportamiento agresivo y vivir en paz con uno mismo.

Existen métodos probados, que consisten en pasos para dominar la ira, mucha bibliografía e incluso películas que hablan de las razones, consecuencias y curas de la ira.

Lo Primero es…

Si es verdad, ya lo han dicho hasta el cansancio, pero es que realmente funciona, la primera es Respirar Profundamente, es que no sabes cual útil es esta simple, pero compleja regla, culturas milenarias han sabido darle el valor a la respiración, con ella podemos hasta aislarnos, evadiendo definitivamente los estados de ansiedad, ira, descontrol, ímpetu y de inarmonía. Recuerda que lo importante para preservar la compostura y evitar la ira es mantenerte sereno, claro de pensamientos y hay que agregar con una respiración pausada y serena.

Si te ves envuelto en una situación, que pueda llevarte a un estado de ira, lo mejor que puedes hacer es mantenerte tranquilo, date un tiempo para reflexionar y aceptar lo que oyes, no juzgues y Respira exhalando fuertemente y soltar todo lo que podamos estar conteniendo, vacía completamente tus pulmones con una exhalación profunda, luego de esto inhala de manera natural sin forzar nada, has esto hasta que sientas que ya no es necesario y que tu mente puede controlar la situación.

Continúa con este Segundo paso…

NO creas que tienes el Monopolio de la Verdad, si como lo oyes, no eres ni el más sabio, ni el más hábil, ni el más cuerdo, ni el más…en fin deja que los demás se expresen, ten en cuenta que la verdad, para muchos no es tu verdad, como humanos que somos, todos tenemos el libre albedrío, por consecuencia, es improbable, que todos tengamos los mismos gustos, los mismos pensamientos, tendencias, aficiones, deseos, entre otros, entonces, porque más bien no celebrar la diversidad y dejar que los demás se expresen sin que sean limitados, porque al limitarlos también te expones que te limiten, eso sí, muy importante que no pongan en riesgo tu seguridad y que tú tampoco la pongas en riesgo para el otro.

Dejar fluir, es la mejor opción, si te encuentras en una situación que prominentemente te lleve a la ira, trata de quitar tu atención en lo que puedan expresar los demás y decir, que esa situación no te domina, si es más inminente evade la confrontación, si es mucho más inminente Retírate, antes de pronunciar una palabra, un paseo largo o corto, un baño, una lectura, escucha música, seguramente te hará olvidar el mal momento. Al regresar veras que todo está relativamente relajado y si aún no lo está, vuelve a empezar, es decir, sal nuevamente, evade la confrontación nuevamente, hasta que todo este calmado.

Evadir la situación de conflicto, no es negar que exista, solo que evita cualquier confrontación y agresión mayor. Cuando todo este calmado, ponlo en perspectiva y de ser posible háblalo, medítalo y discútelo tranquilamente.

Y que hay que hacer como Tercer paso…

Escucha los Argumentos, no hay nada más extraordinario, que lo escuchen o ser escuchado, solo con ese gesto de escuchar, se puede eliminar un 80% del conflicto, neutralizando sus efectos. Eso sí, escucha, no interrumpas, deja que se desahoguen, no pongas trabas a ese sentimiento, llegará el momento de que tú también lo hagas, sino se presenta, desahógate contigo mismo, en una iglesia, con un amigo, pero en ese momento, escucha, tranquilamente y si realmente te importa, no lo hagas por hacerlo, presta atención a lo que te están diciendo, porque de allí en adelante te han expuesto muchas de las razones por las cuales se llegó al conflicto, por lo cual insisto, si y solo si, te importa, corrige tus métodos, actitudes y por supuesto tu manera de encarar nuevos conflictos.

Por el contrario, es en la vida cotidiana y es el una persona no cercana a ti, deja pasar todo esto, es cierto que este método, también es muy bueno, escúchalo y no pretendas tener la razón, hazle saber al menos con tu silencio, que su opinión también es válida, no hagas juicios de valores y neutraliza un posible conflicto. Y aunque suene extraño, sus palabras no determinaran tus acciones futuras, al menos que tú le des importancia a cualquiera. No pongas tus sentimientos y actitudes en otro, porque solo tú puedes dominarte.

Finalmente el Cuarto paso…

Se Feliz, no hay nada más importante que mantenerte tranquilo, con entusiasmo, animado y risueño, esa es la base de todo comportamiento dinámico y una de las Llaves de Oro de la vida. No importa en la situación que te encuentres, sonríe, evita toda discusión innecesaria, sonríe y e feliz, seguramente a los demás les parecerá extraño, pero cuando sonríes sumas puntos, activas todos los músculos, eres más saludable, atraes miradas, ganas adeptos.

Si estas en una situación inminente de enojo, causada externamente o por las circunstancias de la vida, piensa que todo esto pasará, que esto es solo un tránsito, que quizás sea una lección que debas aprender, pero, si lo encaras con buen humor, todo se solucionara más rápidamente, pasará más feliz y lo convertirás en una anécdota y no en un trauma. El objetivo es sacarle provecho a la vida y no que esta nos saque todo el jugo a nosotros.

Cuando tú le pones cara feliz a una persona enojada, enseguida se desarma, no tiene argumentos, reacciona inmediatamente, piensa con claridad. Si tú le pones cara feliz a tus enojos, sentirás que de verdad no te está pasando a ti, te verás envuelto en otro tipo de aire, pensaras con claridad, vendrán las ideas y ciertamente entrarás con más creatividad al cuarto de las soluciones.

Pues bien, pon en práctica estos sencillos Típs, realmente pueden hacer de tu vida algo superior, empezaras a disfrutar del proceso, a vivir con felicidad y experimentando verdaderos momentos de armonía y paz y Alcanzar tus Metas de ser feliz.

Referencia
Marco Mogollon

    Marco Mogollon

    Marco Mogollon

    Soy Arquitecto y Bloggero de diseño, arte, construccion, nuevas tecnologias, historia, tips, entre otros
    Marco Mogollon comparte 89 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.