La medicina basada en la evidencia debería considerar todas las evidencias

Por Eric Nelson

Explicar los fenómenos “anecdóticos” desde una perspectiva basada en la materia es ignorar por completo la posibilidad de que haya un componente espiritual en el mantenimiento de la salud.

| 24 mayo 2016 10:05 AM | Ciencia y Salud | 7.7k Lecturas
La medicina basada en la evidencia debería considerar todas las evidencias
Glow Images. La evidencia
7772

Al investigar su libro, que aparece en la lista de “best sellers” del New York TimesThe Gratitude Diaries“ [Los diarios de la gratitud], la autora, Janice Kaplan, propuso lo que definió durante una charla en San Francisco, como su “gran plan” para mantener una actitud de gratitud como una forma de liberarse de su próxima migraña.

“Pero tuve un problema”, dice la ex-Redactora en Jefe de la revista Parade. “No volví a tener otro dolor de cabeza mientras escribía el libro”.

Al parecer la gratitud funciona tanto para prevenir como para sanar.

Sin embargo, Kaplan pronto subestimó su historia, al decir que no la escribiría para ninguna revista médica, porque era “algo anecdótica”. Es una lástima. No porque el relato de Kaplan merezca, en sí mismo, publicarse en el New England Journal of Medicine, sino porque a pesar de ser tan solo una pequeña muestra, podría muy bien señalar un enfoque radicalmente diferente respecto al tratamiento de la salud: un enfoque que no utiliza medicamentos, es accesible y está universalmente disponible para la salud.

Si tenemos en cuenta que los estadounidenses gastan más de $17.000 millones al año para tratar las migrañas, el asunto es sumamente importante.

Claro que habrá quienes digan: “Ella tuvo suerte”, o “A mí eso no me daría resultado”. Sin embargo, el hecho es que funcionó y continúa funcionando para Kaplan --y muchísimas otras personas-- lo que la llevó a sugerir a sus oyentes que a pesar de la falta de pruebas médicas, “probablemente valga la pena probar este método”.

Lo interesante es que realmente hay abundantes pruebas de que lo que le sucedió a Kaplan no fue casualidad. La tendencia, sin embargo, es explicar los fenómenos anecdóticos desde una perspectiva limitada, basada en la materia, ignorando por completo la posibilidad de que haya un componente espiritual para mantener la salud.

Una vez más: es una lástima que se piense así. El hecho de que algo no pueda cuantificarse utilizando métodos científicos convencionales, no significa que apelar a nuestra tendencia innata hacia lo espiritual no pueda utilizarse con eficacia y sin cejar, o que sea menos científico. Quiere decir simplemente que hay algo más por descubrir y, en última instancia, comprender mejor.

Por ejemplo, contrario a la noción popular de que la gratitud --o la compasión, o el perdón o cualquier otra cualidad moralmente elevada del pensamiento en que se pueda pensar-- es algo que debemos esforzarnos por expresar, la Biblia sugiere que es en realidad una respuesta natural a aquello que Dios nos ha creado que seamos. En 1º Juan dice: “Nosotros le amamos a Él [Dios], porque Él nos amó primero”.

Estas son buenas noticias, especialmente para quienes piensen que no tienen lo que se necesita para adoptar un enfoque espiritual respecto a la salud y la curación.

Por supuesto que el simple hecho de leer esto en la Biblia no hace que sea así. Y probablemente sea imposible de probar, por lo menos utilizando técnicas basadas en la materia. Pero eso no significa que todos y cada uno de nosotros no se haya sentido impulsado en un momento u otro, aun en las circunstancias más difíciles, a amar, a ser agradecidos, compasivos, capaces de perdonar, y experimentar los beneficios mentales y físicos que acompañan estas actitudes. Al reconocer algo de la Deidad en los demás, comenzamos a ver y a sentir esta misma bondad en nosotros mismos.

Subestimar, o, lo que es aún peor, despreciar dicha evidencia de este principio espiritual en operación en nuestra vida diaria como apenas algo más que “anecdótico”, sería como si Newton se negara a considerar la caída de la manzana. Si sucedió una vez, podemos apostar a que volverá a suceder. Y es en beneficio de todos comprender por qué.

Eric Nelson escribe sobre la conexión entre la consciencia y la salud desde la perspectiva de la Ciencia Cristiana, como Comité de Publicación en California, EE. UU. Twitter: @NorCalCS

¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.



Fuente: > Eric Nelson escribe sobre la conexion entre la consciencia y la salud desde la perspectiva de la Ciencia Cristiana, como Comite de Publicacion en California, EE. UU. Twitter: @NorCalCS
Carmen Olivas

Carmen Olivas

Escribo sobre salud, bienestar y su relación con la espiritualidad. Colaboro como Comité de Publicación de la Ciencia Cristiana para Perú.

Comparto artículos desde una perspectiva espiritual.