En 3 pasos tu consumo de sal normal

La sal es muy importante para nuestro organismo, debido a que aporta electrolitos que son capaces de darnos suficiente energía, sin embargo el consumo excesivo puede llevarnos por una montaña rusa de salud, que nos limitará a sufrir de innumerables enfermedades, como la presión alta, la mala circulación, el cansancio corporal, problemas cardíacos, renales, digestivos y muchos más, por lo cual es importante consumirla con cuidado.

Por Marco Mogollon | 11 oct 2018 |    
En 3 pasos tu consumo de sal normal
La sal con precaución
La sal necesaria pero de cuidado.

Lo no pienses más, reduce ahora mismo la sal…

Si te das cuenta la razón por la cual la sal siempre está presente en muchos de los alimentos procesados, es para que tú te acostumbres a consumirlos, estimulando de manera excesiva tus papilas gustativas, lo que provoca que tu cuerpo lo necesite constantemente haciendo casi una función adictiva, que se vuelve un círculo vicioso muy perjudicial para tu salud.

Ahora bien, como puedes empezar a pensar en positivo en cuanto a la sal, que no podemos negarlo es muy importante también para nuestro buen funcionamiento corporal. El truco es realmente sencillo, actívate con estos pasos.

Un dato curioso.

Ahora bien el YODO que es parte fundamental de la sal, y que debería ser parte integral de nuestra dieta diaria y de la Cocina, podemos sustituirla con algunos productos o alimentos que nos ofrece la naturaleza, lo que debes tomar en cuenta es que los valores normales que se recomiendan es aproximadamente de 150 mgc, sustituyéndolos con algas marinas, frijoles blancos, yogurt natural o alimentos del mar.

EL PRIMER PASO consiste en “NO COMPARA ALIMENTOS ULTRA PROCESADOS”, si así como lo oyes, como te he explicado las Papilas Gustativas se acostumbran a comer sal en demasía y cuando lo hacen exigen mucho más, por lo cual las empresas alimenticias suelen hacer productos ultra procesados que contienen un alto valor sódico, que si te cuento, es muy perjudicial para nuestras arterias, venas, sistema linfático, digestivo, cardiovascular y mucho más, por lo cual debes EVITARLOS.

EL SEGUNDO PASO se trata “ACOSTUMBRARTE A LOS ALIMENTOS SIN SAL”, reducir significativamente la ingesta de sal solo depende de ti, de cómo preparas tus alimentos, como los procesas y que eliges para llevarte a la boca. Un ejemplo muy básico y sencillo es que si ya le has colocado sal a tus preparaciones, no colocarles condimentos llenos de sal, o de salsas potentes en sal. Acostumbrar al paladar a comer menos salado es una reprogramación bastante básica por lo cual después de una semana ya las papilas gustativas se han acostumbrado y al leve incremente tu cuerpo lo rechaza.

EL TERCER PASO consiste en “USAR ESPECIAS EN LUGAR DE MUCHA SAL”, seguramente aquí puedas tener una complicación culinaria, pero realmente es muy básico, si colocas a tus preparaciones, algunas especias de calidad culinaria, como la cúrcuma, canela, jengibre, orégano, albahaca, entre otros, estarás potenciando tus preparaciones, elevando sin duda alguna el sabor y por supuesto proviniéndole a tu organismo un sin número de beneficios que cada una de las especies aporta.

Claro está que reducir la sal es importante, para todos sin embargo hay que aclarar que en ningún momento podemos dejarla a un lado debido a que es supremamente necesaria para el funcionamiento normal de nuestros cuerpos, ya que es importante para el buen funcionamiento de nuestro organismo y ademas si la usamos de manera correcta podemos Alargar nuestras vidas.

Referencia
Marco Mogollon

    Marco Mogollon

    Marco Mogollon

    Soy Arquitecto y Bloggero de diseño, arte, construccion, nuevas tecnologias, historia, tips, entre otros
    Marco Mogollon comparte 89 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.