Naufragó Callejón del Buque

Viejas estructuras del solar sucumbieron tras debilitarse por un incendio producido en la madrugada. Alcaldesa Susana Villarán prometió alojar en establecimiento municipal a algunos afectados

| 05 noviembre 2012 12:11 AM | Actualidad | 1.5k Lecturas
Naufragó Callejón del Buque

Más datos

HISTORIA

El solar ubicado en el cruce de los jirones Junín y Cangallo en los Barrios Altos, más conocido como el “Buque”, fue el primer conjunto habitacional o “quinta” de Lima del siglo XIX.
1538

El legendario solar conocido como el Callejón del Buque de Barrios Altos, escenario de jaranas de antaño, se derrumbó ayer y quedó partido en dos, horas después de sufrir un incendio que se inició cerca de las 5:00 de la mañana en una de las habitaciones de la primera planta.

Los afectados dijeron que el fuego se produjo porque el referido cuarto era utilizado como fumadero de maleantes.

Las pocas familias que lo habitaban tuvieron que salir con lo que tenían puesto ya que las escaleras de madera y las estructuras de quincha cedían y corrían peligro de quedar atrapados.

El comandante Alberto Marticorena, jefe de los Bomberos de la Región Lima, indicó que el derrumbe ocurrido en la segunda cuadra del jirón Cangallo, sucedió porque el edificio estaba construido con quinchas, material de paja y tierra que se humedeció y debilitó por el agua utilizada para detener el siniestro que en cuestión de minutos se extendió hasta el tercer piso del solar.

Pese al gran riesgo que actualmente representa el solar, dijo, algunos habitantes se niegan a abandonarlo porque tienen muchos años viviendo en el lugar y no saben a dónde irse. Explicó, además, que la vieja casona probablemente sucumbirá del todo debido al fuego, y a los trabajos realizados para apagarlo.

“Al menos cuatro familias que estaban al interior de lo que queda de la infraestructura, se negaban a salir, aduciendo que tenían 40 años viviendo en el lugar, pero esto es peligroso porque es previsible que todo termine derrumbándose dada la gran cantidad de agua que tuvo que utilizarse en el lugar”, refirió.

Según los vecinos, el viejo solar ya había sido afectado por otros incendios el año pasado, pero por fortuna lograron controlarlos ellos mismo. Esta vez no corrieron con la misma suerte y por esta razón solicitaron la ayuda de la alcaldesa Susana Villarán, quien llegó a la zona para dirigir los trabajos y comprobar el estado del predio.



LA PROMESA
“Todas los vecinos que no tengan a dónde ir recibirán apoyo en el Complejo Municipal Asistencial (COMAIN), donde podrán dormir. Hemos habilitado en la Plaza Italia a asistentas de la Gerencia de Desarrollo Social para que empadronen a las familias afectadas. Estas trabajadoras evaluarán a los solicitantes para establecer quiénes son los verdaderos afectados”, refirió Villarán.

Asimismo, indicó que de ninguna manera estas personas deben volver al Buque debido al peligro que representa para sus vidas. “No pueden regresar porque hay focos de incendio”, advirtió. Sin embargo, dejó en claro que algunos moradores pueden escabullirse, pero para evitar esto convocó la presencia de la Fiscalía.

Además, indicó que a través de su gerencia de Desarrollo Social apoyarán a los afectados con colchones y otros implementos para que puedan ir a la casa de familiares o amigos. Defensa Civil, indicó, también estará encargada de brindar la ayuda necesaria.

LOS AFECTADOS
Marcos Carina, vicepresidente de la Asociación Pro Vivienda del Buque, indicó que están atados de manos por el Ministerio de Cultura, pues la entidad no les deja tocar el viejo solar ya que lo tiene consignado como monumento histórico, pese a que representa un gran peligro para sus moradores y los vecinos de la zona.

“No quiere que toquemos ni un clavo porque es monumento histórico. Tenemos propuestas, incluso queremos demolerlo para construir un edificio de cinco pisos, hemos dejamos oficios en el Congreso, pero nada hasta ahora.”, refirió.

Actualmente, explicó, las 54 familias que vivían en la vieja casona ya la abandonaron, y quienes quedaron dentro son al menos 15 familias invasoras que llegaron tras su salida, sin embargo, esto no fue confirmado. De momento la policía restringió el acceso a quien pretendía ingresar al recinto para sacar sus pertenencias, o para continuar con su vida de manera cotidiana.


Roger Chuquín
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: | | |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

Deje un comentario