La otra cara de Mistura

Madres de familia y deportistas denuncian que sus observaciones no fueron tomadas en cuenta por Apega para proteger Campo de Marte. Revendedores fueron detenidos y desconocidos cobraron 15 soles por estacionamientos.

| 17 setiembre 2012 12:09 AM | Actualidad | 2.4k Lecturas
La otra cara de Mistura
Vecinos se quejan.

Más datos

PREOCUPADAS

Mientras que para un grupo de señoras la preocupación no eran solo las aéreas verdes, puesto que hasta ahora no saben si las clases gratuitas de Tai Chi y aeróbicos, regresaran en algún momento, quienes allí practican ejercicios dicen que ahora respiran un aire denso con un olor que ellos califican como tóxico.
2406

A pesar del éxito alcanzando por Mistura, un grupo de madres de familia y deportistas se quejaron porque sus observaciones para proteger el Campo de Marte, sede del festival de comida, no fueron tomadas en cuenta por Apega y tuvieron que soportar la presencia de gran cantidad de vehículos, la reducción de áreas verdes y del espacio para hacer deporte.

Es que si bien es cierto no hubo tala de árboles, los plantones y flores desaparecieron en cuanto se iniciaron los preparativos de la feria. También se redujo el espacio para los niños a un cuadrado con juegos ubicado en la cuadra 7 de Horacio Urteaga, justo en la esquina con la avenida La Peruanidad, donde también desaparecieron los corredores madrugadores que usan los deportistas.

La seguridad desplegada durante los siete días de la feria llamó también la atención puesto que un equipo logístico ha velado por la seguridad al interior y el exterior del recinto acondicionado especialmente en el Campo de Marte, uno de los pocos pulmones alrededor del Centro de Lima.

Pero Mistura va más allá de la comida, hubo largas colas y la seguridad de los alrededores fue mayor. En los últimos días el tránsito por las avenidas 28 de Julio y Salaverry se incrementó como no se había visto en los últimos años, a no ser por los desfiles de Fiestas Patrias.

Agentes de la Policía de Tránsito y el Escuadrón de Emergencia no se perdieron las incidencias en las calles donde fueron capturados más de 7 “cogoteros”, llegados de diversas partes de Lima.

Y más allá del tránsito y el incremento de la vigilancia policial en 70%, los revendedores de entradas no faltaron en el domingo de clausura abusando de la economía de quienes querían entrar sí o sí, sin hacer cola en las casetas de ventas. Eran 25 soles lo que pedía cada revendedor por un ticket, de 10 a 15 soles era el costo del parqueo en los alrededores donde desconocidos para los vecinos ofertaban los estacionamientos de manera ilegal y hasta irrespetuosa (esto en plena 28 de Julio a dos cuadras del Mercado Modelo de Jesús María).

Así terminó Mistura, una feria que provocó contradicciones entre los vecinos que apoyaban el evento y otros que temían por la conservación de los árboles, plantas y flores que adornaban el Campo de Marte.


Vladimir Rendón
Redacción

Loading...


En este artículo: |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD