KFC se burla de cierre dispuesto por municipio

Local desacató clausura dispuesta por Municipalidad de San Miguel e incluso su seguridad agredió a periodistas. Comuna advierte que podría retirársele la licencia de funcionamiento de forma definitiva.

| 29 diciembre 2012 12:12 AM | Actualidad | 1.2k Lecturas
KFC se burla de cierre dispuesto por municipio
Local podría ser clausurado definitivamente si incumple normas.

Más datos

DAÑOS A LA SALUD

Cáceres explicó que la ingesta de aceite reutilizado puede producir problemas a la salud como hipertensión, incremento de los ácidos grasos en plasma, esteatosis hepática (afectación al hígado), resistencia a la insulina, y diabetes mellitus tipo 2.
1207

Los administradores del restaurante de la cadena KFC, ubicado en la cuadra 22 de la avenida La Marina, en San Miguel, incurrieron en desacato a la autoridad al tapar, con publicidad propia de la marca, los afiches donde se señalaba que el local era clausurado porque sus cocineros se valían de aceite reutilizado para elaborar las frituras.

Ricardo Sánchez, gerente de imagen de la referida comuna, informó que la empresa incurrió en una falta muy grave al tratar de ocultar la disposición municipal. Esto, indicó, es un agravante que tendrá repercusiones que van desde una sanción hasta la revocatoria de licencia de funcionamiento.

“La empresa tiene cinco días para dar su descargo. Luego, la municipalidad tendrá 30 más para evaluar los argumentos y finalmente se decidirá si (la compañía) paga el 60% de una Unidad Impositiva Tributaria (UIT), o la clausura definitivamente y le retira la licencia, con lo cual no puede abrir más”, refirió el funcionario de este municipio.

Asimismo, personal de seguridad de la tienda agredió a un grupo de periodistas que intentaba obtener las declaraciones de los administradores. Los trabajadores lanzaron insultos e intimidaron a quienes pretendían registrar las actividades que se realizaban en las inmediaciones del local.

EMPRESA SE BURLA
La Asociación Peruana de Consumidores y Usuarios (ASPEC) expresó su extrañeza por la actitud de KFC que, a manera de descargo, publicó un comunicado en el que manifiesta que “el proceso de inspección (municipal) no se llegó a realizar de manera adecuada”.

“Todos hemos visto en la televisión el aceite negro que se utilizaba en ese local, realmente daba asco mirarlo. Frente a esa evidencia, cómo es posible que la empresa pretenda eximirse de responsabilidad aduciendo que el comportamiento de la autoridad edil fue ‘inadecuado’. Eso es una burla para los consumidores”, refirió el presidente de ASPEC, Crisólogo Cáceres.

El titular de ASPEC indicó que no solo KFC, sino las autoridades deben ser conscientes de lo sucedido pues, además de fallarle a los clientes, se han violado normas y principios elementales de la seguridad alimentaria y la inocuidad de los alimentos.


Roger Chuquín
Redacción


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD