Cristo Cholo pide presupuesto

A Mario Valencia, conocido también como el “Cristo Cholo”, se le vio más triste que nunca. La escenificación de la pasión y muerte de Cristo de ayer puede ser la última debido a la falta de presupuesto y la dificultad de conseguirlo

| 30 marzo 2013 12:03 AM | Actualidad | 2.4k Lecturas
Cristo Cholo pide presupuesto
Su grupo de teatro necesita apoyo económico. Pide que su arte esté incluido en la agenda de actividades de Semana Santa.
2433

Indicó que no es cosa sencilla lo que hace para continuar con la actividad realizada desde muchos años: recorrer las siete iglesias y luego subir a pie, en medio de golpes, al cerro San Cristóbal para ser crucificado.

El actor, que personifica a Jesucristo, admitió que este año tuvo que hacer lo imposible para realizar el recorrido y, si para el año que viene no recibe un presupuesto mínimo, no podrá continuar. “Sería bueno que lo que hago esté en el programa de Semana Santa de alguna municipalidad”, indicó.

“Cristo Cholo” pertenece al grupo de teatro de Emmanuelle, integrando por más de 300 ciudadanos, entre actores y ayudantes, que trabajan durante meses preparando el espectáculo para los fieles.

Valencia llevó en sus espaldas una cruz de madera de 90 kilos, acompañado por actores aficionados y profesionales del grupo de teatro, que actúan con él por amor a Dios pues, según indica, cobrar sería amar al dinero.

“Le pedí al señor que me premie llevándome a mejores mundos porque, para mí, volver significaría otro problema. Tengo 400 personas detrás de mí y hoy solo podemos llegar a 100. A esas personas hay que darles pasaje, comida y vestimenta”, afirmó.

Valencia también pidió ayuda al Ministerio de Cultura para que esta escenificación se vuelva parte de la agenda de Semana Santa, sin embargo aún no recibe respuesta. “Si tuviera apoyo gubernamental, tendríamos mucho más que mostrar”, detalló.

Antes de ascender el cerro y empezar el Vía Crucis, Valencia acudió a las iglesias Santa Rosa, Nazarenas, San Marcelo, San Agustín, la Catedral de Lima y Santo Domingo, ubicadas en el centro de Lima.

A su paso, los fieles que recorrían las diferentes iglesias del centro de la capital se unieron a su grupo para acompañarlo y tomarse fotos con él, convertido en todo un personaje urbano de la Semana Santa.

“Yo viví en la miseria, caí en el bajo mundo, pero de pronto oré al Señor y le dije que si él me cambiaba, cargaría su cruz en Semana Santa por el resto de mis días”, dijo Valencia al explicar por qué realiza todos los años la escenificación de la Pasión de Cristo.

De oto lado, una buena cantidad de ambulantes se ubicó en la entrada al Cerro San Cristóbal ofreciendo “Guaguas”, rosarios y fotos del papa Francisco. La Policía y serenos del Rímac custodiaron toda la zona.


¿Quieres debatir este artículo? prueba abriendo un tema en nuestros foros.

En este artículo: |


...
Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital

Colaborador 1937 LPD

3.418145895