Casona al final se vino abajo

El segundo piso de una casona del Cercado de Lima, ubicada en la cuadra 9 del jirón Camaná, se derrumbó ayer de forma intempestiva sin ocasionar víctimas pero sí muchos daños materiales. La casona está dividida en tres sectores, en los que funcionan una imprenta, un hostal clandestino y una bodega.

Por Diario La Primera | 16 oct 2009 |    
Casona al final se vino abajo
Derrumbe misterioso.

La zona más afectada corresponde al sector de la bodega, situada al lado de una playa de estacionamiento, donde gran parte del desmonte cayó.

Según el guardián de la imprenta, Moisés Marino, el derrumbe fue provocado por unos matones que fueron pagados por Juan Luciano Quispe Peña, quien asegura ser el propietario legítimo del predio. “Nosotros hemos pasado varios terremotos normal, pero los matones están escarbando la tierra para que se caiga. Hace dos semanas ya se cayó una parte. Yo los he visto”, dijo.

A su vez, Rosa Gómez Quispe, familiar de Quispe, responsabilizó del hecho a la Municipalidad de Lima por no haber enviado inspectores a que implementen medidas de seguridad para evitar el colapso de la vivienda.

“No ha sido provocado. La casona está en estado ruinoso. Según un peritaje del Colegio de Ingenieros, la casona está inhabitable”, refirió.

La única inquilina del predio, Patricia Zegovia, reveló que Quispe intentó pagarle 1500 soles para que se retire, pero que no aceptó porque no tiene dónde ir. “Soy padre y madre de cinco niños. Los antiguos inquilinos sí aceptaron”, acotó.


Diario La Primera

Diario La Primera

La Primera Digital
Diario La Primera comparte 119376 artículos. Únete a nosotros y comparte el tuyo.