EL REAL OBJETIVO DEL TURISMO PERUANO

Para el turismo, la meta del actual gobierno es duplicar el número de turistas internacionales en los próximos cinco años, con lo cual en el 2021 se llegaría a 7 millones de turistas extranjeros, ello implica el gran compromiso de consolidar el desarrollo turístico

| 11 octubre 2016 02:10 PM | 4.5k Lecturas
EL REAL OBJETIVO DEL TURISMO PERUANO

Turismo peruano
4570
Captura de pantalla Turismo daña nevado Huaytapallana

Para el turismo, la meta del actual gobierno es duplicar el número de turistas internacionales en los próximos cinco años, con lo cual en el 2021 se llegaría a 7 millones de turistas extranjeros, ello implica el gran compromiso de consolidar el desarrollo turístico, lo que solo será posible si el Turismo se considera realmente como política de Estado y como pieza clave para la reactivación productiva del país.

Pese al poco tiempo de este planteamiento son diferentes los esfuerzos iniciados para concretar esta meta, no obstante el establecimiento de un objetivo con indicadores tan complejos supone también un nuevo modelo de planificación, como el desarrollado por los estudios de prospectiva que permitan tender un puente entre dicha visión de futuro y la realidad presente, es decir no solo lograr una mayor afluencia de turistas internacionales, sino para solucionar los problemas de infraestructura, conectividad, seguridad, informalidad y promoción, entre otros. Con ello no solo conoceremos hacia dónde vamos, sino también que haremos día a día para llegar a ese propósito.

Por otro lado, cabe precisar que en esta oportunidad, no se podría realizar las tradicionales proyecciones que establezcan el futuro previsto, porque debemos entender que pronosticar es el proceso de predecir el futuro sobre la base de análisis de tendencias actuales, donde se supone que la demanda aumentará de forma gradual; el actual reto es construir el futuro en la dirección inversa, es decir en función de la meta establecida, se tienen que identificar las acciones y políticas que se necesitan para llegar hasta allí.

Entonces, se requiere de una buena dosis de creatividad y para ello la prospectiva cuenta con importantes elementos de carácter teórico y metodológico, que permiten identificar las decisiones necesarias para las políticas y los programas que van a conectar el futuro con el presente.

La aplicación de ésta metodología es apropiada cuando el problema a estudiar es complejo, como en el caso del turismo, donde un mejor futuro necesita de una cambio cuantitativo y en especial cualitativo y donde parte del problema reside en factores externos, dado el carácter multidimensional de la actividad turística, si tenemos en cuenta los múltiples aspectos que inciden en otros sectores, pero que afectan definitivamente la prestación del servicio turístico.

Se requiere de una planificación muy participativa que involucre la creación de un futuro con la intervención y articulación de todos los agentes turísticos involucrados (públicos y privados) en el entorno socio-económico, que posibilite contar con un instrumento concertado y por lo tanto de efectivo apoyo en los procesos de toma de decisiones para la formulación de políticas.

Solo así se podría garantizar la obtención de un turismo responsable y sostenible para el Perú, entendiendo al turismo responsable a aquel que sigue principios de justicia social, económica y de respeto sobre el medio ambiente y las culturas locales. Además, es aquel que reconoce el papel central de la comunidad local de acogida y su derecho a ser protagonista en el desarrollo turístico de su territorio y también aquel que intenta minimizar las huellas que deja el turista en el país que visita, aportando lo mejor para el mismo y reduciendo al máximo el impacto negativo sobre el país y la vida de las personas.

La actividad turística, especialmente cuando tiene lugar en países como el nuestro, puede generar efectos negativos de todo tipo, por ello se requiere de un Turismo Sostenible entendido como una situación donde las actividades turísticas son respetuosas con el medio natural, cultural y social, con los valores de una comunidad, donde la relación entre el turista y la comunidad es justa y los beneficios, principalmente económicos, de la actividad es repartida en forma equitativa y donde los visitantes tienen una actitud abierta y la disposición participativa en su experiencia de viaje.

Estamos describiendo un turismo peruano donde se brinda un servicio turístico de calidad, por lo tanto con una actividad turística concentrada en la satisfacción del turista, es decir cuando el turismo se constituye en un proceso organizado de servicios personalizados y tecnificados y donde el turista no encuentre la mínima diferencia entre lo que prometido y lo obtenido en su visita al Perú.

Solo así habremos logrado el gran objetivo del turismo, porque la calidad es la apuesta más segura para lograr la competitividad turística. Solo si llegamos a construir este futuro, alcanzaremos los niveles de trascendencia y desarrollo social, que nos permitan alcanzar el bienestar social por muchos años anhelado.

Eco. JOSE SOTO LAZO

jsoto2503@gmail.com


TAGS: , , , , , , ,


Fuente: > Elaboracion propia
img

Jose Soto Lazo

Planificador

Economista