Cuando la salud privada es controlada solo por 8 empresas en el Perú

Brindo los créditos a este artículo interesante de Diego Castillo publicado en el portal Utero. Diez años atrás, las tarifas impuestas a los pacientes y las ganancias por atención médica eran un acuerdo entre los representantes de las clínicas y las aseguradoras. Pero en el 2011, las empresas financieras más poderosas del país, quienes ya eran los propietarios más grandes de las compañías de Seguros, comenzaron la “concentración” de la salud privada comprando clínicas, laboratorios y centros médicos.

| 10 octubre 2016 04:10 PM | 4.6k Lecturas
Cuando la salud privada es controlada solo por 8 empresas en el Perú

Estas 8 empresas en el Perú controlan la salud privada
Por. Diego Castillo (Utero)
4665

La investigación realizada por los periodistas del portal web Ojo Público, Fabiola Torres López y José Luis Huacles, devela cómo estas compañías decidieron entrar en el negocio de concentrar los centros de salud pensando en su propio beneficio en desmedro de los usuarios.

Estos dos hechos les permitieron adueñarse de la salud privada en el país.

1. Una ley aprobada por Alberto Fujimori

En 1997, el ex presidente aprobó la Ley de Modernización del seguro social, que facultó que las empresas privadas puedan cubrir atenciones médicas para descongestionar los hospitales. Así, seis millones de asegurados trasladaron sus aportes al seguro social o enviaron una parte a las EPS (Entidad Prestadoras de servicios de Salud). Allí empezó el problema:

“Las EPS no sirvieron para descongestionar el grupo social, como se había ofrecido, sino que resultaron siendo un esquema lucrativo para sus propietarios: solo entre el 2006 y 2011, Rímac EPS sumó 127 millones de soles en utilidades y Pacífico EPS obtuvo 35 millones de soles en el mismo período”, según los reportes en la Superintendencia Nacional de Salud revisados por Ojo Público.

En otras palabras

Al no haber restricciones legales, los grandes grupos financieros decidieron, a través de sus compañías aseguradoras, el tipo, número y monto tope de cobertura de enfermedades para sus clientes, y ahora por medio de sus clínicas, el tratamiento que les darían de acuerdo con los límites de las pólizas y su capacidad de pago creados por sus propias EPS. Credicorp y Breca, los grupos financieros más grandes del Perú, crearon las suyas y luego les siguieron los demás.

2. Otra ley aprobada por Alan García durante su segundo gobierno

En el 2009, García aprobó la Ley Marco de Aseguramiento Universal en Salud, con la que el Estado empezó a alquilar los servicios de clínicas para cubrir la alta demanda en los hospitales. Así, ocho empresas hicieron su jugada:

“Las ocho corporaciones económicas (…) decidieron tomar el control de todos los eslabones del sistema de atención médica con las adquisiciones de diversos servicios de salud. Fue entonces que Credicorp y Breca, los españoles de Mapfre, las corporaciones médicas Ricardo Palma y San Pablo y (…) el grupo Salud del Perú, Inversiones en Salud (La Positiva-Sanitas) y los chilenos de Cruz Blanca buscaron alianzas y salieron de compras“, señala Ojo Público.

De esta forma, las ocho grandes empresas comenzaron a competir por hacerse de clínicas, centros médicos y laboratorios para aumentar su fortuna.

“Ojo Público estableció que en los últimos cinco años (…) entraron en un competencia de alianzas y adquisiciones de empresas para disputarse las ganancias por la cobertura y asistencia médica de cerca de los 2 millones de pacientes del sector privado”.

Los 8 poderosos grupos que se apoderaron de la salud privada

1. Credicorp

Presidido por el banquero Dionisio Romero Paoletti, se convirtió en el grupo más poderoso del sector privado de salud en el país entre 2011-2012, luego de invertir US$.110 millones en la compra de 4 clínicas, 74 centros médicos en Lima y el Sur, y dos cadenas de laboratorios, según informes de la Superintendencia del Mercado de Valores.

La Primera

“A través de su aseguradora y EPS, se hizo de la propiedad de las clínicas San Borja y El Golf en Lima, Sánchez Ferrer en Arequipa y Belén en Piura (…) “

“Parte del costo de esas operaciones económicas se cubrió con el alza de los planes de asistencia médica que pagan los 500 mil afiliados a Pacífico EPS (que también le pertenece). Ojo Público verificó que entre el 2012 y el 2014, en los mismos años que se ejecutaron las compras, dichos usuarios afrontaron un aumento de 131 a 147 soles de la tarifa del plan de cobertura de salud que se les descuenta de su sueldo cada mes”.

2. Breca (antes Brescia)

Breca, dueño de Rímac Seguros y segundo grupo en el sector privado de salud, tomó la estrategia de construir sus propios centros médicos y en 1998 creó Rímac EPS.

La Primera

“Entre 2011 y 2014, invirtió US$100 millones en una nueva torre de la Clínica Internacional en San Borja (…) y en centros médicos instalados dentro de los Mall Aventura Plaza de Santa Anita, Bellavista (Callao), Trujillo y Arequipa”.

“Al igual que ocurrió con el caso de Credicorp, lo 700 mil afiliados a Rímac EPS, subsidiaria de Rímac Seguros, tampoco se libraron del alza de etarifas de 137 a 165 soles”.

3. Grupo Salud del Perú (más conocido como Auna)

Fue creado en el 2008 luego de una alianza entre el Fondo de Inversiones Enfoca y Oncosalud (la más grande empresa especializada en cobertura y terapias contra el cáncer en el país). Entre sus propiedades también están la Clínica Delgado de Miraflores.

La Primera

Ojo Público nos cuenta en esta investigación que la empresa encabeza el ranking de las 32 empresas de servicios de salud más multadas por el Indecopi por “malas prácticas al atender a sus pacientes entre 2001 y del 2015”.

4. Mapfre

Liderado por el español Renzo Calda Giurato, compró la aseguradora Latina Seguros por S/.13 millones para transformarla en Mapfre Perú el 2007. También creó su propia EPS para competir con Rímac y Pacífico.

La Primera

“Como parte de su estrategia, desde el 2010 construyó cuatro centros médicos en el Callao, Independencia, Comas y Chiclayo”.

“Destinará otros US$25 millones para abrir nuevos centros médicos hasta el 2017”.

5. Grupo Inversiones en Salud

En el 2012, La Positiva se asoció con Sanitas para crear el Grupo Inversiones en Salud.

La Primera

“Bajo la dirección de Juan Manuel Peña, de Ferreycorp, creo la EPS La Positiva Sanitas para vender asistencia médica y también abrió centros de salud en Arequipa y Lima el 2013”.

6. Cruz Blanca (Chile)

Bajo el liderazgo del millonario chileno Salvador Said, la compañía chilena ha comenzado a adueñarse de clínicas en el Perú. Según el reportaje de Ojo Público , “en el 2011, su filial Cruz Blanca Perú compró Resomasa, la más avanzada cadena de servicios de diagnóstico por imágenes, en un primer movimiento por US$4.1 millones”.

La Primera

“Dos años después invirtió US$12 millones para adquirir los laboratorios Anglolab y el Centro Ambulatorio Mediperú en la capital”.

“Dirigida en Lima por el chileno Andrés Varas Greene viene construyendo cinco centros médicos dentro de los locales de la cadena Comercial Mega Plaza”.

7. Ricardo Palma

La empresa, que tiene como presidente al neumólogo César Villarán Ferreyros y cuenta con centros médicos en Plaza Lima Sur, Chorrillos y Plaza Norte en Comas, destinará US$35 millones en los siguientes tres años para la ampliación de su sede en la Av. Javier Prado.

La Primera

“Figura como la empresa que tiene las multas más altas aplicadas por Indecopi debido a casos de mala praxis ocurridos en los últimos cinco años”, señala Ojo Público.

8. San Pablo

Bajo la propiedad del cardiólogo José Faustino Álvarez Blas, empezó a construir una red de clínicas a inicios entre el 2000 y el 2013.

La Primera

“Invirtió US$65 millones en siete clínicas (…) San Gabriel, San Juan Bautista, Jesús del Norte, Santa María del Sur y Chacarilla en Lima, y las dos filiales de la Clínica San Pablo en Trujillo y Huaráz”.

“Planea seguir expandiéndose con inversiones por US$50 millones en la construcción de policlínicos en la capital, Arequipa y Tacna (…) sin embargo, su crecimiento no ha ido de la mano con las mejores prácticas en favor de sus pacientes, ya que varios de sus establecimientos figuran también en la lista de 32 clínicas del país más sancionadas por Indecopi”.

El problema de sus inversiones y adquisiciones es que se realizan sin fiscalización departe del Estado, y así no se puede conocer si mejora o aumenta la calidad en la atención de los pacientes. Lo cierto es que varios usuarios ya afrontaron aumentos en sus tarifas de los planes de cobertura de salud que se les descuenta de su sueldo cada mes.


TAGS: , , , , , , ,


img

La Primera Digital

La Primera Digital

Colaborador 9324 La Primera Digital